Menú

Ferrovial, Sacyr, Copisa y Copcisa prolongarán la línea 8 de FGC en Barcelona por 300 millones de euros

Los trabajos comenzarán a finales de este verano y tendrán un plazo de ejecución de cinco años. Beneficiará a 19,5 millones de usuarios al año.

Los trabajos comenzarán a finales de este verano y tendrán un plazo de ejecución de cinco años. Beneficiará a 19,5 millones de usuarios al año.
Fachada de la sede de Sacyr en Madrid (España). | EUROPA PRESS

Un consorcio formado por Ferrovial, Sacyr, Copisa y Copcisa se ha adjudicado un contrato de 300 millones de euros para llevar a cabo las obras de prolongación de la línea 8 entre Llobregat y Noya de los Ferrocarriles de la Generalidad de Catalunya (FGC) en Barcelona.

El proyecto incluirá la construcción de un túnel de cuatro kilómetros y tres nuevas estaciones, así como la renovación de dos estaciones ya existentes, según ha informado Ferrovial en un comunicado.

El proyecto tiene como objetivo mejorar y ampliar la cobertura en transporte público en una zona densamente poblada de Barcelona, conectando varios puntos clave de la ciudad como el Hospital Clínico o la Escuela Industrial.

Una vez finalizado el proyecto, se prevé que beneficiará a 19,5 millones de usuarios al año. Los trabajos comenzarán a finales de este verano y tendrán un plazo de ejecución de cinco años.

El proyecto de prolongación de la línea Llobregat-Noya conectará las líneas del Vallés y del Bajo Llobregat-Noya de FGC, mejorando el servicio, ahorrando un promedio de 4,5 minutos del tiempo en el recorrido y evitando el transbordo.

Asimismo, abrirá nuevas posibilidades de intermodalidad, ya que las nuevas estaciones facilitarán el intercambio con la línea 5 del metro de Barcelona, el tranvía y otras redes de FGC, a través de un nuevo trazado subterráneo de cuatro kilómetros, perforado mediante tuneladora, con un sólo túnel que incluirá ambas vías.

También forma parte del proyecto la ejecución de dos salidas de emergencia, una en las confluencias de la calle Consejo de Ciento con la calle Conde Urgell, y la segunda donde cruzan la calle Muntaner con la calle Marià Cubí.

Además, se construirán en dicho tramo tres nuevas estaciones: Hospital Clínico, Francesc Macià y Gràcia, al mismo tiempo que se remodelará la de Gracia y la de Plaza España.

Esta última constituye el punto de inicio y final de la línea Llobregat-Noya y forma parte de uno de los principales intercambiadores de transporte, donde confluyen varias líneas de FGC y las líneas 1 y 3 del metro de Barcelona. Los trabajos previstos incluyen su reforma, la prolongación de dos de las cuatro vías, la ampliación del vestíbulo y la reconfiguración de los accesos y conexiones entre niveles.

Antes del inicio de los trabajos de perforación del túnel, se llevarán a cabo las inspecciones de más de 13.500 viviendas, locales y garajes. Además, ya están en marcha las tareas para el desvío de los servicios más relevantes afectados por la obra principal, en tres ámbitos: la Gran Vía de las Cortes Catalanas entre la calle de Llansa y la calle de Villamarín, donde se ubicará el pozo de acceso de la tuneladora; la futura estación de Hospital Clínico; y la nueva estación de Gracia.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso