Menú

Micropréstamos: la solución ideal para imprevistos y gastos extras

Los imprevistos financieros pueden ocurrir en cualquier momento y es importante contar con la información adecuada para buscar una solución.

Los imprevistos financieros pueden ocurrir en cualquier momento y es importante contar con la información adecuada para buscar una solución.
Adobe Stock

La vida está llena de sorpresas, algunas agradables y otras no tanto. Y los imprevistos financieros se pueden encuadrar dentro de esta segunda categoría, ya que pueden ser especialmente estresantes al tratarse, normalmente, de una urgencia. Por suerte, existe una solución financiera en el mercado para lidiar con esta situación: los micropréstamos.

A través de este artículo te daremos los datos con los que podrás solicitar tu préstamo y te diremos cómo son de ayuda para hacer frente a imprevistos o gastos extra. Lo importante es que calcules bien la cantidad a pedir y conozcas el plazo de devolución.

¿Qué son y por qué suelen producirse los imprevistos?

Si es la primera vez que tienes un imprevisto financiero y no cuentas con la cantidad de dinero suficiente para remediarlo, te habrás visto en un aprieto. Los imprevistos son situaciones o eventos inesperados que les ocurren a los clientes de cualquier mercado. Pueden ser de cualquier tipo, por eso es importante contar con la información adecuada para buscar una solución ya que pueden ocurrir en cualquier momento de la vida y por cualquier vía. La información es clave para combatirlos y, si no se cuenta con los recursos suficientes, conviene valorar la opción de solicitar préstamos rápidos. Para ello, es fundamental conocer sus requisitos y plazos de devolución.

foto1-microprestamos-2.jpg

Si no tienes mucho dinero en tu cuenta en este momento y el imprevisto viene como una urgencia conllevará implicaciones financieras. Un ejemplo puede ser una factura médica inesperada, una reparación de automóvil necesaria o la pérdida repentina de empleo y, todos ellos, pueden producirse por varias razones:

Factores externos

Estos son eventos que están fuera de nuestro control como desastres naturales, accidentes o la economía global o de algún mercado. Por ejemplo, una pandemia puede llevar a la pérdida de empleos y dificultades financieras.

Cambios en la vida personal

Eventos como un matrimonio, el nacimiento de un hijo, una enfermedad o un divorcio pueden llevar a gastos inesperados por los que tengas que recurrir a solicitar micropréstamos.

Falta de planificación

A veces, los imprevistos ocurren porque no se ha tenido la información para planificar adecuadamente y te pueden pillar sin dinero en tu cuenta. Por ejemplo, no contar con un fondo de emergencia puede convertirse en un contratiempo menor en una crisis financiera.

Riesgos de inversión

Las inversiones pueden ser una excelente manera de aumentar tus ahorros, pero también pueden llevar a pérdidas financieras si el mercado cambia de manera inesperada.

¿Cómo pueden ayudarte los micropréstamos a superar imprevistos?

Los minicréditos pueden ser una herramienta financiera muy útil ya que permiten:

Acceso rápido a fondos

Los imprevistos suelen requerir una respuesta rápida. Los micropréstamos, especialmente los ofrecidos a través de internet, suelen tener procesos de solicitud y aprobación rápidos, lo que significa que puedes tener acceso a los fondos que necesitas en poco tiempo. Eso sí, los plazos de devolución también son cortos.

Flexibilidad

Los micropréstamos suelen ser cantidades más pequeñas que los préstamos tradicionales, lo que significa que puedes pedir prestado exactamente lo que necesitas para cubrir tu imprevisto, pero recuerda: siempre tienes que tener en cuenta el plazo de devolución.

Condiciones de micropréstamos claras

La transparencia es fundamental a la hora de pedir préstamos personales. Por tanto, es importante dar todos los datos e información desde el principio y así saber exactamente cuánto terminarás pagando y cuándo, sin cargos ocultos o sorpresas.

No exige garantía

A diferencia de algunos servicios y tipos de préstamos que hay en el mercado, los micropréstamos no suelen requerir que proporciones una garantía, lo que significa que los clientes no tienen que poner en riesgo sus bienes personales.

Trámites 100% online

Las empresas de micropréstamos viven y operan en internet. Desde ahí, se da toda la información y se enumeran todos los requisitos necesarios para poder pedirlos. Además, los trámites son online, sin papeleos, tanto desde la oferta hasta la concesión de minicréditos.

foto2-microprestamos.jpg

¿Para quién están pensados los micropréstamos?

Los minicréditos pueden ser solicitados por cualquier persona que necesite liquidez de manera urgente. Normalmente suele pedirse en aquellos casos en los que se nos presentan gastos que no teníamos previstos: facturas, averías, matrículas, reformas en el hogar…

Los micropréstamos también son importantes a la hora de pagar deudas que tienen que devolverse a corto plazo o si se quiere iniciar algún proyecto personal. En definitiva, son una vía de financiación, existente en el mercado, que está ahí para ayudarte cuando no hay posibilidad de contar con otro tipo de financiación. Lo único que hay que tener bien en cuenta son los plazos de devolución.

¿Cómo solicitar micropréstamos rápidos?

Solicitar minicréditos para superar imprevistos es muy fácil. A continuación, tienes la información necesaria para empezar el proceso con Vivus:

Paso 1

Entra en la página web para pedir tu micropréstamo y selecciona la cantidad del préstamo que necesitas: podrás pedir una cantidad de entre 50 y 1.400 € a devolver en un plazo de devolución de entre 7 y 30 días.

Paso 2

Lo siguiente que hay que hacer es rellenar el formulario de solicitud con tus datos personales y financieros con información verídica y completa. Para solicitar micropréstamos debes ser mayor de edad, residente en España y ser titular de una cuenta bancaria en España.

Paso 3

Espera a que tu solicitud sea evaluada. La empresa realizará una revisión de tu información para determinar si eres elegible para el préstamo. Este proceso puede tardar algunos minutos.

Paso 4

Si tu solicitud es aprobada, recibirás un correo electrónico con los datos y detalles del préstamo, incluyendo el dinero total que deberás pagar, el plazo y la tasa de interés aplicable. También recibirás el dinero en tu cuenta corriente en unos pocos minutos.

Paso 5

Acepta los términos y condiciones de tu préstamo y proporciona los datos de tu cuenta bancaria para que se realice el depósito. Y recuerda: siempre tienes que tener en mente el plazo de devolución para que no se te pase.

Además, en la empresa Vivus, la primera solicitud tiene premio, ya que podrás disfrutar del dinero sin pagar intereses ni comisiones, con un TAE del 0%. Lo que pides es lo que devuelves: sin letras pequeñas ni comisiones y con toda la información clara.

Micropréstamos rápidos, buenos aliados

Como hemos dicho en la información anterior, los microcréditos son un tipo de préstamo rápido existente en el mercado que podrás obtener en 15 minutos sin dar explicaciones. En resumen, se trata de una herramienta de financiación a corto plazo, con un proceso sencillo y útil, para cualquier persona en un determinado momento. Eso sí, hay que tener en cuenta una cosa antes de solicitarlo: tienes que tener la seguridad de poder devolverlo, ya que existe un plazo de devolución.

Recuerda hacer tu propia planificación financiera y estudiar si vas a poder cumplir con los plazos de devolución a la hora de solicitar micropréstamos y, si es así, no dudes en pedirlo porque son la solución definitiva para conseguir dinero urgente sin moverte de casa.

foto3-microprestamos.jpg

Cómo hacer tu planificación financiera

Es clave contar con buena información y tener una gran planificación financiera para poder hacer frente a los imprevistos y gastos extras y, quizá, no tener así que pedir micropréstamos que siempre hay que hacerlos con un uso responsable. Por ello, vamos a detallar algunos términos que hay que tener en cuenta para poder realizar tu planificación. Léelo atentamente, especialmente si es la primera vez que te los encuentras:

Ahorro e inversión

Parece sencillo, pero a veces se nos olvida. Necesitamos tener ahorros para poder invertir. Si ahorramos podemos, por ejemplo, comprarnos una casa y, si esa inversión está bien hecha, seguramente tendremos una rentabilidad futura.

Deuda

Se tiene la sensación de que este término siempre es negativo, pero en realidad no es así. Existen las deudas malas (aquellas que se producen cuando compramos algo que pierde valor rápidamente, véase, un coche a plazos) y las buenas (aquellas que nos darán beneficio, como la compra de un piso).

Impuestos

Los vivimos en el día a día, los pagamos cada vez que compramos algún producto o servicio, los sentimos cada año cuando hacemos la renta. Están presentes en nuestra vida cotidiana, por eso hay que tenerlos muy en cuenta a la hora de hacer cualquier operación financiera.

Inflación

Es la subida de precios en un país durante un tiempo determinado, lo que impacta directamente en nuestra economía y capacidad de ahorro. Es importante actualizarse con la información que se vaya publicando sobre esto para controlar mejor nuestro dinero.

Cómo mejorar tu situación financiera

En línea con la información que estamos dando en este artículo, algo que puede darte un respiro son los micropréstamos (siempre teniendo en cuenta el plazo de devolución). Sin embargo, queremos ofrecerte unos trucos para que sepas cómo manejar tus finanzas de forma eficiente:

En primer lugar, la formación es clave. No es necesario que seas un experto en la materia, pero sí que conozcas lo que es el ahorro, el manejo de deudas, los presupuestos, cómo te afecta la inflación… y una serie de nociones básicas que te ayudarán en tu día a día y te permitirán saber qué productos financieros son los más adecuados para ti como, por ejemplo, los minicréditos.

Otro consejo es darle un propósito al ahorro. Esto consiste en pensar para qué necesito el dinero realmente. Reflexiónalo y cuando tengas la respuesta, márcate el objetivo y elabora un plan de acción donde la planificación financiera esté en el centro. Solo así conseguirás hacer frente a los gastos inesperados, evitar los innecesarios y tener que pedir micropréstamos. Además, te ayudará el hecho de elaborar un presupuesto para no gastar más de lo que tienes.

Por último, hay acciones en la vida cotidiana que pueden ayudarte a reducir gastos de forma general y, quizá, poder evitar tener que pedir micropréstamos, los cuales siempre habrá que solicitarlos para hacer un uso responsable. Por ejemplo, no todos los productos cuestan lo mismo en todos los supermercados. ¿Por qué no vas a la compra un par de veces por semana y compras lo más barato en cada lugar?

Conclusión

Los imprevistos financieros pueden convertirse en una fuente de estrés, pero no tienen por qué serlo. Al rellenar el formulario inicias el proceso para solicitar micropréstamos y, a la vez, consigues una solución financiera rápida, segura y transparente a tu alcance.

Da el primer paso hacia la tranquilidad financiera sin ni siquiera hacer papeleos y no dejes que los imprevistos te pillen por sorpresa. Además de todo lo descrito, recuerda tener en cuenta los plazos de devolución y solicita tu préstamo siempre que lo necesites.

¿Estás listo para decir adiós al estrés financiero con los micropréstamos?

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso