Menú

Las autonomías rozaban en el primer semestre el límite de déficit de todo el año

Entre enero y junio, las 17 administraciones regionales han acumulado unos números rojos del 1,2% del PIB, frente al 1,3% de objetivo para todo 2011.

Las comunidades autónomas españolas cerraron el primer semestre del año con un déficit de 13.066,49 millones de euros, el 1,20% del PIB. La cifra es elevada y adquiere aún más relevancia si se tiene en cuenta que el objetivo para todo el año es del 1,3% del PIB. Esto quiere decir que las regiones prácticamente ya se han comido todo el margen que tenían.

El problema es que, aunque algunos presidentes regionales no quieran admitirlo, las CCAA son también Estado. Y sus números rojos se suman a los del resto de las administraciones. El objetivo de España es cerrar el ejercicio con un 6% de déficit público: para conseguirlo, las autonomías deberían ceñirse a ese 1,3% expuesto más arriba, pero si siguen con la tendencia marcada en el primer trimestre no lo lograrán. No sería algo excepcional, en 2010, ya hubo un importante desfase entre el objetivo de déficit marcado y el que finalmente se logró.

De esta manera, mientras que la Administración central cerraba con un 4,97% del PIB (casi medio punto menos que lo previsto), las regiones se elevaban hasta el 2,83% frente al 2,4% que tenían como límite. Pero cada vez queda menos margen. La prima de riesgo comenzaba el año en el entorno de los 220 puntos y ahora ronda los 340 puntos. Los inversores miran con lupa la situación financiera de España. Y esta misma semana, el Congreso y el Senado han aprobado la reforma constitucional que introducirá la obligación de mantener la estabilidad presupuestaria en la Carta Magna.

Pero todo eso parece no importar a la mayoría de los barones autonómicos. Sólo cinco gobiernos regionales presentan un déficit inferior al 0,75% (la cifra que manejaba el Gobierno para estos seis meses). Son Aragón (-0,63 por ciento), La Rioja (-0,64), Madrid (-0,70), Canarias (-0,71) y País Vasco, que ha sido la única que ha registrado un dato positivo, con 0,12 por ciento. En el lado contrario, Baleares, Extremadura y Castilla-La Mancha cerraron por encima del 2% del PIB.

Por eso, no es extraño que Elena Salgado ya haya anunciado que se sentará con aquellos que tengan un déficit superior al 0,75% para revisar sus cuentas. El margen es muy pequeño y estamos casi a mediados en septiembre (es decir, que muchas de las partidas del segundo semestre ya se han comprometido). El margen de actuación se estrecha.

La ministra ha asegurado que confía en que las regiones cumplan con su deber, pero también ha subrayado que "es evidente" que las comunidades que han superado el 0,75 por ciento deben poner en marcha el plan económico para que puedan cumplir los compromisos adquiridos. Por tanto, en las reuniones que mantendrán a partir de la próxima semana, darán cuenta de en qué medida han puesto en marcha estos proyectos.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios
    Acceda a los 4 comentarios guardados

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro