Menú

Un oligarca ruso, el mayor accionista del Banco de Chipre

Rybolovlev es, entre otros negocios, el dueño del equipo de fútbol AC Monaco.  

0
Rybolovlev es, entre otros negocios, el dueño del equipo de fútbol AC Monaco.  

La previsible aprobación de una quita a los depósitos en Chipre como contrapartida al rescate de la UE se está viviendo con indignación en Rusia, debido a que, la pequeña isla mediterránea es el destino habitual de dinero ruso de procedencia, en ocasiones, poco lícita.

El primero en mostrar su rechazo fue el presidente ruso, Vladimir Putin, que tachó de "injusta, no profesional y peligrosa" la quita a los depósitos bancarios. Sin embargo, previsiblemente no será el último ya que los rusos adoran esta isla y son muchos los oligarcas de este país que tienen su dinero en bancos chipriotas.

Sin ir más lejos, el mayor accionista del Banco de Chipre es el multimillonario ruso Dimitry Rybolovlev. Este magnate se convirtió hace dos años en el mayor accionista de la entidad con el 9,9% del capital. Además Rybolovlev posee un extenso patrimonio inmobiliario. El ruso empezó a ser más conocido en el mundo del ladrillo cuando compró para su hija de 23 años el apartamento más caro vendido hasta ese momento (2008) en la historia de Nueva York. El oligarca pagó a Sandy Weill, exconsejero delegado de Citigroup, 88 millones de dólares por el piso de lujo de más de 600 metros cuadrados.

Vistas del apartamento adquirido para su hija

El magnate ruso se confiesa un apasionado de los deportes. Rybolovlev posee un inmueble de 300 millones en Mónaco llamado La Belle Epoque ya que, desde 2011, es el presidente del club de fútbol AC Monaco, adquirido por aproximadamente 200 millones de euros. El ruso pretende además situar al conjunto monegasco en puestos europeos e incluso, según el Daily Star, estaría pensando en grades figuras como el delantero británico Rooney para volver a la élite del fútbol europeo.

El multimillonario tiene la costumbre de adquirir propiedades en los sitios donde habitualmente viaja, de hecho, ya tiene inmuebles en todos los continentes. Rybolovlev, de 46 años, está divorciado y tiene dos hijos. 

El grueso de la fortuna de Rybolovlev proviene de Uralkali, el mayor productor ruso de fertilizantes de potasio. Inició el negocio con su padre, científico de profesión, en 1990 después de estudiar medicina. En 1992 abrió un fondo de inversión y, al igual que otros magnates rusos, comenzó a comprar acciones de empresas industriales. Rybolovlev consolidó sus posesiones y en 1995, se convirtió en presidente de la junta de Uralkali.

La compañía cotiza en Londres desde 2007. En 2010 vendió su participación en la compañía por 6.500 millones de dólares. El influyente magnate ruso lleva varios años ocupando los primeros puestos de la lista Forbes de los más ricos de Rusia. Este año ha ocupado el lugar 119 (del ranking global de Forbes) con una fortuna de 9.100 millones de euros.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD