Menú

Productos cotizados: "Hay que estar muy pendientes de las pantallas"

Société Générale y BME han celebrado en la Bolsa de Madrid el Ibex Trading Day, que ha reunido a inversores profesionales y particulares. 

0

Los productos cotizados son todavía grandes desconocidos para muchos inversores españoles. Los Warrants y los ETFs son los más populares, pero en España tienen una representación mínima en las carteras de los inversores minoristas. Tanto es así, que el Ibex 35 representa el 90% del efectivo negociado en la Bolsa española.

"Esto es así porque mucha gente asocia los productos cotizados a los inversores institucionales, porque un gran número de inversores están muy dirigidos (por ejemplo, por el gerente de su sociedad bancaria que no se los ofrece) o porque estamos muy acostumbrados a invertir en renta fija", ha explicado el Director del departamento de Productos Cotizados de Société Générale, Adrián Juliá.

Société Générale y BME celebraron el jueves en el palacio de la Bolsa de Madrid el primer Ibex Trading Day. El objetivo del evento es dar a conocer a los asistentes los distintos tipos de índices Ibex 35 del mercado español y los productos disponibles referenciados a los mismos.

Adrián Juliá y la subdirectora de Renta Variable de BME, Beatriz Alonso, han explicado el funcionamiento de productos cotizados en un encuentro con la prensa. "Dando a conocer estos productos queremos que el inversor sea un poco más independiente a la hora de tomar sus decisiones en lugar de delegar al 100% en su entidad gestora", ha afirmado Alonso. Por otro lado, Juliá ha explicado que "con estos productos se puede invertir en mercados alcistas, bajistas y laterales, con o sin apalancamiento." Dentro de la amplia gana de cotizados para invertir en el Ibex, los expertos se han centrado en cinco:

  • Warrants: llegaron a España en 1998. Son instrumentos que cotizan en bolsa y que dan al propietario el derecho a comprar o vender un activo subyacente (acción, índice, materia prima...) a un precio fijo y hasta una fecha determinada (vencimiento). Los Warrants permiten posicionarse en un activo con una inversión mucho más pequeña que el precio del propio activo, consiguiendo grandes rentabilidades, sobre todo, en mercados muy volátiles. "Si la operación te sale bien, el producto que más rentabilidad te va dar es éste, pero requieren de conocimiento y buen juicio", ha asegurado Adrián a Libre Mercado.
  • ETFs: se establecen en el mercado español en 2006. Es una mezcla entre un fondo de inversión y una acción. Los ETFs replican la evolución de un determinado índice bursátil y al cotizar lo puedes comprar y vender en cualquier momento del día. "Sin lugar a dudas, para operar éste es el producto más sencillo", explica.
  • Multi: es un producto nuevo en España que está teniendo una gran acogida en los mercados europeos. Los Multi siguen la evolución del Ibex 35 y permiten multiplicar por 3 y por 5 sus variaciones diarias tanto al alza como a la baja.
  • Inline: dan el derecho a recibir un importe fijo de 10 euros en la fecha de vencimiento, siempre que el activo subyacente (por ejemplo, Ibex 35) cotice dentro de unos límites establecidos. Son los más adecuados para invertir en mercados laterales.
  • Turbos: sólo para adictos al riesgo. Ofrecen un apalancamiento extremo y su evolución depende del activo subyacente. La principal diferencia con los Warrants es que tienen un nivel de barrera, que si el activo subyacente la alcanza, hace que el Turbo venza de forma anticipada y pierde todo su valor. Para invertir en este tipo de productos se recomienda especialmente realizar un seguimiento constante.

"No son productos para todo el mundo"

Los expertos coinciden en que no es recomendable invertir más del 5% de la cartera de inversión en productos de riesgo y en que su operativa requiere una vigilancia constante. "Hay que estar muy pendientes de las pantallas", dice Juliá. "Para el que no tenga mucho tiempo le recomiendo los ETFS". Es inversión de riesgo, pero "en ningún caso supondrá una pérdida mayor que la inversión inicial". 

Después de que el Banco de España estableciera un límite del 1,75% en el tipo de interés de los depósitos, muchos ahorradores se preguntan dónde invertir su dinero. Juliá deja claro que, "aunque es cierto que cada vez pagan menos por los depósitos, nuestra intención no es captar dinero de los depositantes sino que haya cada vez más inversores españoles que consideren estos productos como una alternativa complementaria a la inversión tradicional en bolsa".

"La crisis, unida a la falta de cultura financiera en España, son los motivos principales por los que los instrumentos cotizados no han conseguido extenderse en el mercado", dice Juliá. Aunque "no son productos para todo el mundo", en Société Générale ofrecen cursos completamente abiertos para aprender a invertir en estos índices. Hay varios seminarios de diferentes niveles y temas y, además, ponen a disposición de los principiantes un simulador con 10.000 euros ficticios. "Vienen desde jubilados o estudiantes hasta inversores profesionales", explica.

Para Juliá antes de invertir en productos de riesgo es imprescindible "estar familiarizado con la inversión en bolsa, saber cómo fluctúan las acciones y haber invertido anteriormente en renta variable. Hasta entonces, no lo debería hacer". Por último, Alonso señala que "han sido unos años muy difíciles para estos índices, pero esperamos que los inversores vuelvan a la Bolsa al igual que esperamos que el Ibex 35 cierre el año en el entorno de los 9.300 puntos".

Temas

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios