Menú

La banca mantiene a Roldán como su candidato para presidir la patronal

Los banqueros han mantenido su propuesta pese al anuncio del Gobierno de cambiar el régimen de incompatibilidades del BdE.

Los principales bancos han decidido este jueves mantener su apuesta para que el ex director general de regulación del Banco de España José María Roldán se convierta en el próximo presidente de la patronal bancaria en abril de 2014.

Según han informado a Efe fuentes financieras, en una reunión celebrada este jueves, los consejeros delegados de los cuatro grandes bancos -Santander, BBVA, Sabadell y Popular- han mostrado su respaldo a Roldán, que no ha presentado ninguna dimisión a pesar de las reticencias del Gobierno a su candidatura, informa Efe.

Una semana después de que la banca acordara que Roldán relevaría a Miguel Martín en la presidencia de la Asociación Española de Banca (AEB) y apenas seis días después de trascender el malestar del Gobierno por esta decisión, los banqueros han acordado mantener en firme su propuesta.

Sin embargo, la idea no gustó al ministro de Economía, Luis de Guindos, porque a pesar del brillante currículum de Roldán y su experiencia internacional, la impresión que se ha trasladado es que Roldán fue "copartícipe" de la crisis financiera por haber sido durante trece años el responsable de la regulación de las entidades.

Además, aunque los bancos ven "lógico" que alguien que conoce el sector como Roldán sea quien les represente, el Gobierno puso el grito en el cielo por la facilidad con la que algunos directivos pasan del ámbito público al privado.

Tanto es así que De Guindos aprovechó esta semana para incidir en una conferencia organizada por el Banco Santander que era "fundamental que, desde el ámbito público y desde el privado" se trabajara "con ética, transparencia y sentido de responsabilidad".

Esa afirmación la hizo ante el banquero Emilio Botín, con quien el ministro tuvo ocasión de hablar un buen rato -según algunos testigos- antes de ir al Senado y anunciar que el Ejecutivo alargará de seis meses a dos años el plazo de incompatibilidad de los altos cargos del Banco de España hasta igualarlo al de la Administración.

No obstante, desde el Ministerio de Economía precisaron que "el cambio normativo no se hace en función de casos concretos y es una modificación a futuro, sin efectos retroactivos".

Por eso, De Guindos insistió ayer en que el Gobierno no veta a nadie para que presida la patronal bancaria y no tiene un candidato para ese cargo, "el argumento perfecto" para que la banca haya optado este jueves por mantener su apuesta por Roldán, según las fuentes financieras consultadas.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador