Menú

Campofrío trabaja a contrarreloj en la construcción de su nueva fábrica

La compañía cárnica ha asumido el reto de construir "la mejor fábrica de productos cárnicos del mundo".

0
La compañía cárnica ha asumido el reto de construir "la mejor fábrica de productos cárnicos del mundo".

La empresa Campofrío registró ayer en la Oficina de Trabajo de Burgos la solicitud de Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) para los 774 trabajadores de la planta incendiada La Bureba. La compañía prevé que el ERTE tenga una duración de dos años, hasta 2016, periodo en el cual espera que pueda tener lista su nueva planta.

De los 891 trabajadores directos que empleaba la planta burgalesa que fue devastada por el incendio Campofrío ha conseguido reubicar a 113 personas en las 8 plantas que tiene repartidas por todo España.

El Comité de Empresa ha planteado la conveniencia de alguna fórmula para ayudar a los trabajadores para que puedan afrontar mejor el coste y las molestias de desplazarse a algunas plantas alejadas o ciudades donde la vida es más cara, como Valencia, Extremadura o Madrid.

Tal y como ha asegurado la compañía cárnica de origen burgalés, con la construcción de la nueva planta han asumido el reto de construir "la mejor fábrica de productos cárnicos del mundo". La fábrica estará ubicada también en Burgos.

Apoyo de la administración

Además, el alcalde de Burgos, Javier Lacalle, ha anunciado este viernes que se ha llegado a un acuerdo económico por valor de 11 millones de euros con los representantes del grupo Campofrío que corresponde a la licencia de obras de la nueva planta que el Consistorio dejará de ingresar y a exenciones fiscales.

El alcalde ha explicado que de este acuerdo económico por importe de 11 millones, "casi" seis millones de euros corresponden a la licencia de obras que el Consistorio no ingresará y los otros cinco millones a exenciones fiscales del IBI, IAE, basuras y vados.

Por otro lado, ha anunciado bonificaciones en tasas municipales para los empleados de la planta siniestrada, que pasarán por reducciones de los precios del transporte público e instalaciones deportivas, así como otras que puedan concretarse en el futuro.

Para ello, Javier Lacalle ha explicado que el Ayuntamiento se reunirá cada diez días con representantes de Campofrío, con el objetivo de conocer la situación "en todo momento" y proceder, si así fuese necesario, a agilizar "al máximo" los procesos de licencias.

También, ha avanzado la puesta en marcha de una campaña comercial a favor de Campofrío, a la que la Junta de Castilla y León dará prioridad en la concesión de ayudas, para incentivar la compra de sus productos, que se prolongará a lo largo de diciembre.

Asimismo, ha señalado que el presidente del grupo, Pedro Ballvé, le ha trasladado que "está contando los días que faltan para inaugurar la nueva planta", así como su agradecimiento por el apoyo recibido.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot