Menú

Guindos dice que España exigirá a Grecia los 26.000 millones que le debe

Moncloa marca su "línea roja" ante Tsipras. Santamaría le contesta que "no va en Rajoy que se inquiete". De momento, no habrá despacho bilateral.

117

Moncloa marcó de forma muy clara su "línea roja" de cara a las relaciones bilaterales con el nuevo Gobierno griego: ha de devolver los 26.000 millones de euros prestados, y que equivalen al gasto en desempleo que tiene España en todo un año. Una máxima irrenunciable a ojos del Ejecutivo, que descarta una aproximación con Alexis Tsipras. Según las fuentes consultadas, en estos momentos, no se trabaja en una cumbre bilateral.

La distancia la marcaron ya en el Consejo Europeo el propio Tsipras y Mariano Rajoy, que no hicieron por saludarse ni en la foto de familia ni en la sesiones de trabajo. Al término, alrededor de las doce de la noche, el griego enfriaba aún más las relaciones al ver a su homólogo español "nervioso" y equivocado en su diagnóstico. Algo que, de inmediato, le valió la protesta de la delegación española por "no estar a la altura de las circunstancias".

"No va en este presidente que se inquiete por muchas cosas", replicó a Tsipras Soraya Sáenz de Santamaría al término del Consejo de Ministros. De hecho, frente a la situación de volatilidad que vive el país heleno, la vicepresidenta situó a un Rajoy cargado de razones para estar tranquilo, y de ahí que vaya a dibujar una España en positivo en el Debate sobre el estado de la Nación que se celebrará este mismo mes. "Las autoridades griegas se han reunido con algunos presidentes o ministros, pero no con el conjunto de la UE", añadió. Y en Moncloa no parecen tener muchas ganas de que la foto entre Rajoy y Tsipras se produzca.

De hecho, para el Ejecutivo, lo importante es que Grecia cumpla, y así lo pusieron de relieve tanto Santamaría como Luis de Guindos, el ministro de Economía. España dio "una cantidad muy importante" vía préstamos bilaterales y a través del Fondo de Rescate, y está decidida a no permitir una quita. "Es el dinero de todos los españoles", zanjó Guindos manteniendo la tensión con Grecia. Desde hace días, Esteban González Pons, una de las voces más visibles del PP en las instituciones europeas, se pronuncia en términos similares en Bruselas y Estrasburgo.

"Los 26.000 millones de euros es aproximadamente lo que se gasta en un año en prestaciones por desempleo España con un paro del 26 %", continuó su exposición el titular de Economía mientras Santamaría asentía. Todo ello a intereses ventajosos para Grecia y sin que empresas ni entidades bancarias españolas allí implantadas se vieran beneficiadas, quiso recalcar Guindos, informa EFE.

Así, España se mantiene firme pese al aparente deshielo entre Berlín y Atenas. El diagnóstico es que la negociación se ha de dar siempre y cuando Tsipras se comprometa a cumplir con lo acordado por el anterior mandatario. "Hay que respetar las reglas que son para todos", dijo una vez más Guindos, quien -no obstante- aseguró que "España estuvo constructiva" en el último y fracasado Eurogrupo, y así se mantendrá en las venideras reuniones.

Antes de irse de Bruselas y de que Tsipras le dejara en evidencia ante un aforo repleto de periodistas internacionales, Rajoy le instó a marcar de forma clara su hoja de ruta económica para que la UE pueda actuar en consecuencia. "El ejemplo es España", avisan en Moncloa, mientras que oficiosamente se deja claro que "no vamos a permitir que se juegue con un dinero que es nuestro diga Merkel lo que diga".

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation