Menú

El BCE aprieta a Tsipras: prohíbe a la banca griega comprar letras emitidas por Atenas

El BCE ordena a los bancos griegos que dejen de comprar letras del Estado heleno, restringiendo aún más su liquidez.

Libre mercado
5
El BCE ordena a los bancos griegos que dejen de comprar letras del Estado heleno, restringiendo aún más su liquidez.
El presidente del BCE, Mario Draghi | Archivo

El Banco Central Europeo (BCE) ha cerrado un poco más el escaso grifo de liquidez con el, hasta ahora, contaba el Estado heleno. El organismo monetario ha prohibido a la entidades financieras de Grecia que compren letras del Tesoro heleno, es decir, deuda a muy corto plazo, una de las últimas vías de financiación de las que disponía el Gobierno de Alexis Tsipras, según informa el Financial Times.

Esta decisión se suma a la que ya adoptó el BCE hace escasas semanas, cuando decidió no aceptar la deuda griega como aval para financiar al sistema financiero heleno. Desde entonces, la banca del país depende, casi exclusivamente, de una línea extraordinaria de liquidez (ELA, por sus siglas en inglés) para seguir en pie, cuya vigencia depende, en última instancia, del BCE. Pero ahora el organismo monetario extiende esta prohibición a las letras del Tesoro.

Hasta ahora, los bancos griegos tan sólo podían emplear un máximo de 3.500 millones de euros en letras como colateral para recibir financiación al Banco Central de Grecia, pero, aún así, las grandes entidades del país se han saltado ese límite y han seguido llenando sus balances de deuda a corto plazo, convirtiéndose así en uno de los escasísimos prestamistas de Atenas. En la actualidad, los bancos griegos cuentan con cerca de 11.000 millones de euros en letras del Tesoro.

El BCE ha ordenado a los grandes bancos que dejen de comprar letras griegas, restringiendo un poco más la liquidez del Estado y, por tanto, aumentando el riesgo de default.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation