Menú

Albert Rivera: "No hay nación grande sin empresas"

Ante un auditorio abarrotado, el presidente de Ciudadanos y Luis Garicano aseguran que "se ha acabado el que inventen otros".

100

Ni la vuelta de Semana Santa, ni las dificultades de tráfico en las cercanías del Teatro Goya de Madrid, fruto del partido que a poca distancia se celebraba en el Vicente Calderón, ni siquiera la visible afonía de Albert Rivera -"hoy nuestro acto es, como siempre, sin gritos, además literalmente"- han impedido que Ciudadanos vuelva a obrar el milagro: reunir a un millar de personas para escuchar propuestas económicas, en este caso centradas en el modelo productivo.

Como ocurrió en febrero, centenares de ellas se han quedado fuera del recinto donde el presidente de Ciudadanos y su fichaje estrella, el economista Luis Garicano, desbrozaban la segunda parte de su propuesta económica para España. El anti-mitin de Rivera y Garicano se pareció más a una clase en una universidad que a un acto político, con gráficos, datos, tablas, pocos eslóganes y propuestas muy concretas (alguna de ellas polémica, como el recorte de inversión en AVE).

De esta manera, los que tuvieron la fortuna de entrar aplaudieron a rabiar cuando el profesor de la London School of Economics prometió un país sin trabas burocráticas -"la administración no podrá pedir a nadie un papel que ya tenga"- o cuando criticó el gasto superfluo en infraestructuras: "Quien quiera aeropuertos vacíos ya sabe a quién tiene que votar".

Había expectación sobre la propuesta anti AVE que había adelantado a Garicano y que, según ha podido saber Libertad Digital, preocupaba mucho en un partido que ya piensa en todas las citas electorales, incluidas las autonómicas gallegas del año que viene. Con la lección aprendida, Rivera y Garicano dejaban claro que la alta velocidad comprometida se construirá, pero ni un kilómetro más. Ciudadanos, citando estudios que avalan su argumento, recuerda que España es el país del mundo con más kilómetros de AVE por habitante y menos usuarios por kilómetro recorrido. Además, creen que no es un medio de transporte que genere riqueza, ni impulse el desarrollo de los territorios por los que transcurre. De hecho, ni siquiera fomenta la equidad, aseguran, porque es utilizado fundamentalmente por las rentas más altas de las ciudades a las que llega.

En cualquier caso, y más allá del tema AVE, los empresarios han sido los grandes protagonistas del acto. Incluso, uno de ellos, el creador de una empresa de educación a través de internet, ha participado en el evento. Rivera ha recordado que los emprendedores han sufrido la crisis "como lo han hecho los trabajadores". Y ha pedido que deje de castigarse al sector privado, que la administración "esté al lado, no enfrente" de las compañías y que les facilite no sólo la creación, sino también su crecimiento: "no hay ninguna nación avanzada y grande que no apueste por sus empresas. Queremos a los emprendedores a nuestro lado". Y de nuevo, volviendo a si hay que invertir o no, ha recordado que "si no se crea riqueza", no habrá dinero para nada, ni para AVE, ni para rotondas, ni para aeropuertos,...

En esta segunda cita, Garicano ha desgranado su programa para las empresas:

  • creación de una red de institutos de investigación aplicada, en el que participen empresas-universidad-administración
  • más facilidades para el capital riesgo y colaboración pública siempre que el sector privado se implique
  • reducir trabas burocráticas para los nuevos empresarios
  • dejar de penalizar a las empresas que tienen éxito y crecen
  • creación de un programa de atracción de talento extranjero (y que permita que regresen los miles de españoles que se han ido en los últimos años)
  • situar a España en el top ten del ránking Doing Business del Banco Mundial
  • asegurar la unidad de mercado, cerrando los agujeros que la actual ley ha dejado y por los que se cuelan los gobiernos autonómicos (aquí la promesa es que cualquier empresa con permiso para operar en una región pueda hacerlo en todas, sin excepciones)
  • prohibir que la administración pida un papel con información que la administración pueda conseguir por sí misma...

Para el líder de Ciudadanos, es "legítimo resignarse, pero también soñar". Soñar con un país que atraiga el "talento" (una palabra a la que no tienen miedo, ha dicho Rivera) y en el que sea posible que haya un Google, un Skype o un Spotify (las dos últimas son compañías europeas, ha recordado): "Se ha acabado el que inventen otros. Queremos que el talento vuelva".

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios