Menú

Un local en Malasaña o un piso en El Raval pueden ser tuyos desde 50 euros

A través de crowdfunding es posible convertirte en dueño de un local comercial en Madrid o varios pisos en Barcelona. 

Libre Mercado
El local comercial situado en la calle de la Palma | Housers

El sector inmobiliario español está viviendo una auténtica revolución. Las nuevas alternativas para invertir en el mercado han eclipsado a la tradicional financiación bancaria. Ahora, gracias a llegada del crowdfunding o financiación en masa, puedes convertirte en dueño de parte de una vivienda realizando aportaciones que van desde los 50 euros.

Housers es la primera empresa de crowdfunding inmobiliario de España. A través de su servicio, es posible adquirir parte de una vivienda y obtener una rentabilidad por su alquiler y su venta. Dependiendo de la cuantía que deseen invertir, los nuevos propietarios recibirán una rentabilidad cada mes.

Para formar parte de esta comunidad inmobiliaria, sólo tienes que registrarte en éste enlace de forma gratuita. La comisión que cobra Housers a los usuarios es un porcentaje de los beneficios mensuales que estos obtienen por su inversión. Ahora, los lectores de Libertad Digital y Libre Mercado obtendrán un descuento del 25% sobre esas comisiones usando la PROMO LIBREMERCADO. Si se diera el caso de que un proyecto no genera ninguna rentabilidad, la compañía no cobra nada por su trabajo.

Housers posee un amplio catálogo de viviendas y locales comerciales para que los ahorradores elijan en cuál quieren invertir. Las casas cuentan con toda la información sobre sus características y con un Plan de Negocio donde se detallan las rentabilidades que se espera obtener por cada una de ellas.

El primer paso para empezar a operar con Housers es reunir el dinero necesario para realizar la compra. Para ello, la plataforma abre una campaña de financiación en la que los inversores deben realizar las aportaciones que deseen en un tiempo limitado.

¿Madrid o Barcelona?

Actualmente, hay dos proyectos en fase de adquisición. Uno de ellos es un local comercial en Madrid y el otro consiste en dos pisos de Barcelona. Quedan 7 días para que se cierren los proyectos, y ya son muchos los inversores que han decidido participar.

En el caso del proyecto de Barcelona, se trata de dos viviendas situadas en el emblemático barrio de El Raval. Una de ellas se encuentra en la calle Robador y la otra, en Valdonzella.

El plan es comprar las viviendas para después reformarlas, ponerlas en alquiler y, finalmente, venderlas. Siguiendo estos pasos está previsto que los pisos se revaloricen en más del 42% en menos de 5 años. Y es precisamente su potencial de revalorización lo que a llevado Housers a elegir estas viviendas en una zona tan demandada de la Ciudad Condal como es el barrio multicultural de El Raval.

planta-robador.jpg
Piso en la calle Robador

El buen precio al que pueden conseguir las viviendas es otro de los motivos. Los dos pisos tienen un precio de 251.518 euros, una cuantía a la que habría que sumarle el coste de las obras, los trámites legales y el colchón para imprevistos. En total, el coste de proyecto es de 354.700 euros, pero se espera que se venda por 498.900 euros.

Hasta ahora, 363 inversores han reunido 213.180 euros para financiar el proyecto, el 60% del total.

planta-valldoncella.jpg
Piso en la calle Valdonzella

En el caso del local de Madrid, se trata de un establecimiento comercial situado en pleno barrio de Malasaña. Su principal ventaja es que el local ya está alquilado a una empresa, por lo que empezará a generar ingresos a sus nuevos dueños desde el primer día. Según los cálculos de Housers la rentabilidad neta sólo del alquiler será de más del 3% anual. Además, tiene excelentes garantías contractuales.

Entre 343 inversores ya han conseguido reunir 191.963 euros para hacerse con el inmueble.Queda poco tiempo para alcanzar la cuantía de los 571.400 euros que requiere el proyecto.

Temas

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios