Menú

Montoro, sobre los incumplimientos del Gobierno: "El objetivo inicial de déficit no existe"

Presenta un descuadre del 4,5% del PIB frente al 2,8% anunciado hace un año, pero se escuda en el nuevo límite pactado con Bruselas en agosto.

0
Presenta un descuadre del 4,5% del PIB frente al 2,8% anunciado hace un año, pero se escuda en el nuevo límite pactado con Bruselas en agosto.
Cristóbal Montoro, este jueves, durante la presentación del cierre del ejercicio presupuestario de 2016. | EFE

Las administraciones públicas españolas cerraron 2016 con un déficit equivalente al 4,54% del PIB (sin contar las ayudas a la banca, esa cifra baja al 4,33% del PIB). Cristóbal Montoro ha celebrado como un enorme logro esta última cifra, el dato más reiterado este jueves en la presentación del cierre presupuestario del pasado año. Y es cierto que ese 4,33% está por debajo del 4,6%, el nivel pactado con Bruselas a mediados del pasado ejercicio, cuando ya estaba claro que no se lograría alcanzar el objetivo inicial. Así, por primera vez desde que Mariano Rajoy llegó a La Moncloa, el ministro de Hacienda ha podido presumir de que ha cumplido el objetivo de déficit marcado por la UE para el conjunto de las Administraciones Públicas españolas.

Pero cuidado, ni mucho menos ésa es toda la verdad. Porque el objetivo del 4,6% que las instituciones europeas admitieron en agosto de 2016 estaba muy lejos del que figuraba inicialmente en los Presupuestos Generales del Estado (PGE). Y también del que el Gobierno defendía hace doce meses. Hace justo un año, en marzo de 2016, cuando presentó el cierre presupuestario de 2015 (ver cuadro), el propio Montoro aseguró que el objetivo era del 2,8% del PIB. Pues bien, como puede verse, las administraciones públicas españolas ni siquiera estuvieron cerca de esa cifra. La desviación es superior al punto y medio del PIB.

montoro-deficit-cuadro-2015.JPG
Cuadro resumen de marzo de 2016. Presentación del cierre presupuestarios de 2015 y previsión para 2016

Sin embargo, a Montoro no ha parecido preocuparle mucho este dato. De hecho, ésta ha sido la primera pregunta de la rueda de prensa. Y el ministro se ha reído mientras aseguraba que "el objetivo inicial de déficit no existe". En su opinión, de nada sirve mirar a la cifra a la que él mismo se comprometió como máximo responsable de la Hacienda española en el otoño de 2015 y que volvió a reiterar en la primavera de 2016. Si luego Bruselas, una vez que comprueba que la ejecución de los primeros meses del año hace imposible quedarse por debajo del límite comprometido, acepta revisar al alza el objetivo, entonces no hay que volver a mirar atrás:

No se revisan los objetivos caprichosamente, se revisan para garantizar que el esfuerzo de reducción fiscal es compatible con los otros objetivos de política económica. Desde 2011 las revisiones han sido constantes. Si vamos ahora recordando los objetivos primarios dirán ‘no han cumplido ninguno de los objetivos iniciales’. ¿Hemos bajado o no el déficit? Pues eso es lo que cuenta. Ahora tenemos que seguir en esa senda. El objetivo inicial no existe, existe la revisión. Si no, no estaríamos en los órganos de las instituciones europeas.

montoro-deficit-cuadro-2016.JPG
Cuadro de marzo de 2017. Presentación cierre presupuestario de 2016

El problema es que este planteamiento puede tener consecuencias a futuro. Porque el propio Montoro aseguraba este jueves que éste será el último ejercicio en el que España se mantiene en el procedimiento de déficit excesivo de la UE. La previsión del Gobierno es que el déficit caerá hasta el 3,1% para este año, lo que le permitirá salir del control de las autoridades europeas. Pero claro, ése es el "objetivo inicial" que Montoro dice que en lo que hace referencia a 2016 "no existe". ¿Qué pasará si también nos desviamos en un punto y medio del PIB respecto a lo previsto para 2017?

Porque, además, el propio ministro ha reconocido que España es el único país que sigue en el procedimiento de déficit excesivo de la UE. Una década después de iniciada la crisis y tras cuatro años de fuerte crecimiento, seguimos sin cumplir con el 3% que marca el Pacto de Estabilidad y Crecimiento.

La explicación de Montoro a este reiterado incumplimiento tiene que ver con el crecimiento. Pero también aquí es peculiar la argumentación del ministro. Porque este mismo jueves ha comenzado su presentación de las cifras de 2016 asegurando que "si no hubiéramos bajado el déficit, no estaríamos creciendo tanto". En su opinión, la buena gestión de las cuentas públicas de este Gobierno es la "causa" de la mejoría de la situación económica: "A veces se dice ‘La reducción del déficit no perjudica o no lastra el crecimiento’… Y no es así. Al contrario. La reducción del déficit es la causa del crecimiento".

Sin embargo, esto es compatible con que, pocos minutos después, asegurase que si no se había reducido aún más la cifra para alcanzar el 2,8% era precisamente para no perjudicar la marcha de la economía. "¿Podría haber bajado más el déficit?" se preguntaba Montoro y se respondía a sí mismo "Pues no, porque entonces no habríamos crecido tanto ni creado tanto empleo". Es decir, que reducir el déficit, sí; pero no mucho. Y cumplir con Bruselas también, pero sin pasarse, nunca con el objetivo inicial marcado en los PGE de cada año, sino si acaso con la última cifra renegociada a mitad del ejercicio.

Las cifras

En los siguientes cuadros, las cifras más importantes de las presentadas este jueves en el Ministerio de Hacienda:

montoro-deficit-cuadro-2016-2.JPG
Cuadro resumen cierre presupuestario 2016

Éste es el cuadro resumen con las grandes cifras del cierre presupuestario de 2016. Montoro ha celebrado este jueves que España haya reducido su déficit del 9,28% del PIB en 2011 al 4,33% en 2016 (en ambos casos sin contar ayudas financieras). Son casi cinco puntos del PIB, aunque no es suficiente para bajar del 3% que marca el Pacto de Estabilidad y Crecimiento de la UE.

montoro-deficit-cuadro-ccaa.JPG
Cuadro resumen CCAA 2016

Once regiones han cumplido con el objetivo del 0,7% marcado para 2016 para las CCAA. Seis no lo han hecho (Aragón, Cantabria, Cataluña, Extremadura, Murcia y Valencia).

montoro-deficit-cuadro-ccll.JPG
Corporaciones locales. Cuadro resumen 2016

En cuanto a las corporaciones locales (municipios y diputaciones), han incrementado su superávit en casi un 40%, hasta más de 7.000 millones de euros. Destaca, en sentido contrario, el caso de Madrid: en los primeros presupuestos aprobados por el actual equipo de Gobierno el superávit ha pasado de los 1.379 millones de euros de 2015 a los 1.115 millones de 2016, una reducción de 264 millones (un 20%).

montoro-deficit-cuadro-deuda.JPG
Deuda pública. Resumen 2016

En este último cuadro, el Ministerio de Hacienda resume la evolución de la deuda pública en los últimos años. Desde la última línea, la que marca cómo ha ayudado la variación del PIB nominal a reducir el ratio deuda/PIB. En el último ejercicio, el crecimiento de la economía ha permitido que esa cifra sea 3,4 puntos inferior.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot