Menú

"Cuando venga la próxima crisis no se podrá proteger al pensionista como en 2008"

El desayuno informativo sobre pensiones y reto demográfico patrocinado por Ibercaja Pensión también estudió las reformas hechas hasta ahora.

Libre Mercado
0

Los expertos citados en Libertad Digital para analizar el reto demográfico y su incidencia en nuestro actual sistema público de pensiones, en un evento patrocinado por Ibercaja Pensión y ofrecido por Cafés La Mexicana, además de abordar el envejecimiento poblacional en España, también desbrozaron las reformas que se han puesto en marcha en España hasta la fecha.

"La reforma de 2013 era un modelo matemático, técnico, no político", recordaba Domingo Soriano, elaborado por "expertos de todas las procedencias y muchos académicos", lo que significaba una cierta garantía de objetividad y lo convertía en un buen modelo para mantener la sostenibilidad del sistema. No obstante, los políticos acaban revirtiendo aquella reforma y poniendo en riesgo esa sostenibilidad.

Para José Carlos Vizárraga, director de Ibercaja Pensión, patrocinador del evento, no hay que cerrarse a otros modelos porque, lo importante es que los ciudadanos, los trabajadores, cuenten con información suficiente como para poder comprender cómo funciona el sistema y puedan tomar decisiones responsables para no perder poder adquisitivo cuando llegue el momento de la jubilación.

Decía Vizárraga que "el modelo sueco o el danés estuvieron debatiéndose al menos 10 años antes de implantarlo", por lo que el tiempo de debate no cree que sea un problema, "lo importante es que debemos ser consecuentes con el momento en el que estamos" y, por eso, "el Pacto de Toledo tiene que asumir esta cuestión y permitir al ciudadano tomar decisiones de ahorro responsable, hay mil fórmulas para poder implantar" un sistema en el que el ciudadano pueda complementar su ahorro para el futuro, decía Vizárraga. Aquí entra el llamado segundo pilar de las pensiones, que consiste en sistemas de ahorro complementario con planes de empresa, lo que permita al ciudadano completar lo que reciba una vez que se jubile. "Lo único que falta es voluntad política para que ese segundo pilar de ahorro colectivo en las empresas sea una realidad", decía Vizárraga.

Por su parte, el exviceconsejero de Hacienda de la Comunidad de Madrid, José María Rotellar, destacaba que para que puedan alcanzarse estos acuerdos hay que ver el problema de las pensiones como "una cuestión técnica en la que tienen que ser los expertos, los académicos y el mundo empresarial" los que acuerden soluciones que se puedan llevar a cabo. "Los políticos o los agentes sociales deben estar presentes, pero ajenos a cualquier tipo de condicionante ideológico", decía Rotellar, lo que se antoja un tanto complicado.

El analista de Fedea y ex director general de ordenación de la Seguridad Social, Miguel Ángel García Díaz, destacaba que el sistema de pensiones en España es bueno, e incluso de los mejores de la zona euro, pero advertía de que "si no se hacen las reformas necesarias, entonces habrá que tomar decisiones de manera abrupta". Respecto al factor de sostenibilidad que se aprobó en 2013 y que ha demonizado la izquierda, Miguel Ángel García Díaz destacaba que lo que significa es que "si vivimos más tiempo tenemos que adaptar el sistema para que usted cobre lo mismo". En cualquier caso, "el problema es que hay que trasladarle este concepto a la sociedad" porque "estamos en un sistema de reparto" y "¿acaso un sistema de reparto no tiene límite?". Para García Díaz, "el sistema de reparto, que yo defiendo tiene que tener unos límites y hay que trasladárselos a la sociedad".

Añadía García Díaz que "en la anterior crisis España tenía una deuda pública del 37% y ahora lo tenemos en el 96 y el gasto en pensiones es el 32% del total de las cuentas públicas. Es decir, que ante una posible crisis, que vendrá, las cosas puede que no sucedan igual que en 2008 en el que la política decidió proteger a los pensionistas sobre cualquier otro… y por eso son los que tienen el porcentaje más bajo por debajo del umbral de pobreza relativo".

En conclusión "el sistema público de pensiones es viable, y puede haber buenas pensiones, pero hay que adaptarlo para que se pueda poner en marcha un segundo pilar con complementos de esa pensión".

Sobre la última oleada de manifestaciones de pensionistas que han tenido lugar en diferentes partes de España, a John Müller le llamaba la atención que comenzaran en el País Vasco porque "es donde están las pensiones más altas". Vizárraga, de Ibercaja, decía que "en la calle de al lado de esa manifestación tenían que estar las generaciones de nuestros hijos manifestándose por lo que les quieren imponer otros". Lo que se está pidiendo ahora lo único que hace es "trasladar una carga" a las generaciones venideras.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco