Menú

El empleo indefinido acumula diez meses a la baja y cuatro en números rojos

Aun así, sigue siendo mayoritario al haber un 74,12% de ocupados con un empleo indefinido.

0
El empleo indefinido acumula diez meses a la baja y cuatro en números rojos
Trabajadores en un rascacielos | Pixabay/CC/tpsdave

Hace ahora un año, las estadísticas del Ministerio de Trabajo constataban que la contratación indefinida había subido un 19,62% entre mayo de 2018 y 2019. La bonanza del empleo de calidad parecía imparable, después de dos años en que el los contratos fijos supusieron casi el 70% del trabajo creado.

Pero esta evolución tan positiva empezó a truncarse a mediados del año pasado. En el marco de una desaceleración cada vez más evidente, y coincidiendo con la llegada del nuevo gobierno socialista, la contratación indefinida parece haberse llevado la peor parte. No en vano, las cifras de empleo certifican que esta rúbrica acumula diez meses de caídas y cuatro meses en recesión.

empleo-indefinido-pedro-sanchez.png

Los datos del pasado mes de mayo fueron, de hecho, los peores del último año, con un descenso del 7,96% en la firma de contratos fijos. En febrero, la contratación indefinida experimento una caída del 3,21%. Un mes después, en marzo, el desplome fue mucho mayor, del 7,04%. En abril, los "números rojos" llegaron al 7,75%.

Pero la tendencia viene de lejos. Si en septiembre y octubre 2018 el aumento de la contratación indefinida oscilaba en torno al 20%, en noviembre se vivió una caída de casi cinco puntos porcentuales hasta el 15,72%, descenso similar al registrado durante el mes de diciembre, cuando la evolución del empleo indefinido bajó al 10,46%. La tónica se mantuvo en enero, con otro recorte de más de cinco puntos porcentuales que dejó esta rúbrica en el 4,85%.

SMI, incertidumbre política y desaceleración

El Banco de España ha advertido en diversos informes que la subida del salario mínimo está detrás del enfriamiento laboral. No hay que olvidar que el gabinete socialista decretó un aumento del 22% y que, precisamente desde la entrada en vigor del nuevo SMI, los datos de empleo han experimentado un cambio a peor más acusado.

Por otro lado, la incertidumbre política también ha experimentado un aumento en los últimos meses. No hay que olvidar que el gobierno fue incapaz de sacar adelante los presupuestos de 2018 y que en el primer semestre de 2019 se han celebrado cuatro comicios electorales, incluyendo las elecciones europeas, nacionales, regionales y locales.

Además, la senda de crecimiento de la economía ha cambiado a peor en los últimos meses, hasta dejar las previsiones de aumento del PIB en los niveles más bajos del último lustro. La caída de las exportaciones, la desaceleración de la industria y el aumento del gasto público en relación con el privado son algunos de los indicadores que confirman el deterioro de los fundamentales del crecimiento.

El empleo indefinido, mayoritario

Según la Encuesta de Población Activa del primer trimestre del año, el empleo indefinido asciende al 74,12% del total de ocupados. Si estudiamos el 25,88% que tiene un contrato temporal, encontramos un total de 4.233.700 asalariados, de entre los que 370.600 tienen una relación trimestral, 529.000 mantienen un acuerdo semestral, 271.200 firmaron para un periodo de entre 7 y 11 meses y 413.300 operan bajo un acuerdo laboral temporal que se prolonga por más de un año. Hay, además, 1.961.500 ocupados que reconocen tener un contrato temporal para más de un mes, pero no son capaces de precisar la duración exacta.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation