Menú

¿Tu casa es segura? 8 claves para blindar tu hogar

Cuando una persona tiene una rutina constante facilita a los delincuentes determinar cuándo será el momento idóneo para intentar entrar a la casa.

Vicente Fernández
0
Cuando una persona tiene una rutina constante facilita a los delincuentes determinar cuándo será el momento idóneo para intentar entrar a la casa.
Un delincuente intentando entrar a una vivienda | Pixabay/CC/S_Salow

Uno de los miedos más comunes que la gente tiene en relación a su vivienda es que puedan robar dentro de la misma. Muchos delincuentes estudian el momento adecuado, que suele ser en vacaciones o los días entre semana mientras sus habitantes están en el trabajo, para asaltar la casa. También se producen muchos robos a diario aprovechando el simple descuido cuando salimos de casa para una "gestión rápida" y no echamos la llave, quince minutos son suficientes para expoliar la vivienda.

Según el estudio de UNESPA sobre los robos en las viviendas en España durante el año 2018, los periodos vacacionales son los elegidos en mayor medida para los ladrones, destacando sobre otros meses los de agosto y enero.

Para lograr una mayor seguridad y tranquilidad, desde CSC Point Fort Fichet, empresa especializada en seguridad en el hogar, lanzan una guía para que ningún ladrón se cuele en el hogar:

  1. Intenta evitar una rutina predecible. Puede parecer complicado, pero cuando una persona tiene una rutina constante (ir al trabajo a la misma hora y por las mismas calles, por ejemplo) facilitará a los delincuentes determinar cuándo será el momento idóneo para intentar entrar a la casa. Si se introducen pequeños cambios la incertidumbre del delincuente aumentará, despistándolo.
  2. Instala puertas acorazadas. Las puertas acorazadas son unas de las medidas de seguridad más necesarias para conseguir un hogar protegido ante posibles robos. Son difíciles de abrir, lo cual puede disuadir a los ladrones, ya que, tendrían que emplear bastante tiempo en conseguirlo, tiempo que en la mayoría de las ocasiones no tienen.
  3. Cerramientos de seguridad. Además de las puertas acorazadas, podemos conseguir un hogar seguro gracias a la instalación de cerramientos de seguridad; ventanas de aluminio seguras, persianas de seguridad o verjas abatibles pueden ser tres cerramientos muy útiles para conseguirlo.
  4. Cerraduras de seguridad. Si por las características de nuestra puerta pensamos que puede ser suficiente con un refuerzo de todos sus puntos vulnerables y asesorándonos siempre por un profesional, podemos considerar la instalación de una cerradura de seguridad y reforzar el resto de elementos con blindajes y bisagras anti-palanqueta. No olvidemos que el bombín debe resistir ante los métodos de apertura más frecuentes como el bumping, picking, la fractura, la extracción o el talado. Un producto certificado siempre es la mejor garantía. Con respecto a la llave, debe ser incopiable, solo el propietario con su tarjeta codificada podrá solicitarlas a través de centros autorizados.
  5. Aparenta que siempre hay alguien en casa. Existen mecanismos para aparentar que siempre hay alguien en el hogar. Por ejemplo, los temporizadores automáticos pueden encender y apagar las luces o programar una radio para generar esta sensación. En el caso de irnos de vacaciones, lo ideal es que el vecino recoja el correo.
  6. Cuidado con las redes sociales. Las redes sociales son el punto de mira para muchos ladrones, ya que exponer futuros planes, viajes o artículos de valor (joyas, ordenadores, dinero) equivale a captar su atención. Asimismo, también es arriesgado dejar aspectos de valor a simple vista de los visitantes o personas que ofrecen un servicio puntual en la vivienda.
  7. Atento a quien abres la puerta. Muchas personas abren desde el telefonillo sin conocer o saber quién está tocando la puerta. Por esto es clave abrir la puerta a solo los servicios que hayas solicitado previamente (agua, luz, teléfono, gas, comida a domicilio), exigiendo acreditación a sus representantes.
  8. No estás solo. Es importante que en caso de veas a desconocidos en actitud sospechosa o encuentres señales en tu vivienda que indiquen riesgo de asalto, llama de inmediato al 112. La colaboración ciudadana es fundamental en la prevención de delitos.

No olvides que uno de los factores decisivos que tienen en cuenta los asaltantes para robar un hogar u otro es el binomio rentabilidad-riesgo, es decir, si asaltar una vivienda es arriesgado y el botín es pequeño la descartarán, por ello, es importante dotar a nuestro hogar de medidas de seguridad que supongan un riesgo para cualquier ladrón, un sistema de seguridad profesional tendrá un importante efecto disuasorio.

En Libre Mercado

    Lo más popular