Menú

La lista de deberes que esconde el informe de previsiones de BBVA Research

Afirma que la desaceleración "no va a más", pero pide reformas y evaluar las medidas pasadas antes de introducir nuevos cambios.

0
Afirma que la desaceleración "no va a más", pero pide reformas y evaluar las medidas pasadas antes de introducir nuevos cambios.
Jorge Sicilia | Europa Press

Era una de las citas importantes del día, la presentación del informe del servicio de estudios del BBVA (ahora BBVA Research) sobre las perspectivas macroeconómicas para nuestra economía en este año y el próximo a cargo de Jorge Sicilia, economista jefe del Grupo y del responsable de Análisis Económico de BBVA Research, Rafael Doménech.

Lo primero que ha trascendido de las conclusiones de este informe es que la economía española creció un 1,9% en 2019, dos décimas menos de lo calculado por el Gobierno, el mantenimiento del pronóstico del 1,6% del PIB para este 2020 y una recuperación hasta el 1,9% para el 2021, debido -dice el informe- a una leve mejoría prevista del entorno internacional.

Dice el informe que si se cumple este escenario se creará más de medio millón de puestos de trabajo durante este año 2020, lo que hará que la tasa de paro baje al 12,5% y se daría por "detenida" la desaceleración, para dar paso a un pequeño avance y una leve mejoría del tono.

Sus previsiones de déficit

BBVA Research cree que el déficit ascenderá al 2,2% este año y el 2% el próximo. Los medios se han apresurado a destacar las buenas previsiones del prestigioso servicio de estudios del banco que habla de un mejor comportamiento del consumo privado hasta 2021, además de la inversión y del sector exportador.

Insiste el informe en que la mayor parte de los componentes de la demanda doméstica van a crecer con menos fuerza que hasta ahora, seguirá siendo la demanda interna la que explique el comportamiento del PIB.

En paralelo hablan de que "la desaceleración no va a ir a más" y se detiene por la recuperación del consumo de las familias y la aceleración de la inversión en maquinaria y bienes de equipo.

Y hasta aquí las buenas noticias

¿Por qué? Porque en la presentación, Doménech ha vinculado este comportamiento a que se mantenga un clima de negocios, se fomente la inversión y se cree empleo, dando prioridad a las reformas, en línea con las acometidas en los últimos años así como la política monetaria, que espera que se mantenga en niveles bajos como hasta ahora.

Es decir, que si las políticas que se ponen en marcha lejos de ampliar y profundizar las reformas laboral o de pensiones, se dedican a derogar las que se hicieron y están funcionando, ese escenario que ha pintado el servicio de estudios del BBVA no seguirá hablando de que se detiene la desaceleración y comienza la recuperación.

Si las reformas y políticas que se ponen en marcha no favorecen que se mantenga un buen clima de negocios, no fomentan la inversión ni la creación de empleo, tampoco se logrará ese escenario positivo que han dibujado los analistas del BBVA.

Los deberes del informe

Un vistazo algo más detenido al contenido del informe contempla un apartado en el que se analiza directamente los focos de incertidumbre que deberán resolverse si queremos que el futuro se parezca al que dibujan estos expertos. Y para ello ofrece una serie de claves.

1. Incertidumbre relacionada con el entorno global

El BBVA recuerda que las exportaciones de bienes de equipo expuestas al aumento de aranceles por parte de EEUU tienen un peso marginal dentro de la UE y en España, no obstante advierten de que "se mantiene la incertidumbre sobre las medidas que puedan afectar en el futuro a sectores estratégicos como el del automóvil", sujeto a un serio riesgo regulatorio. También recuerda las dudas que mantiene sobre la mesa el acuerdo de salida del Reino Unido de la UE.

2. Incertidumbre relacionada con sectores estratégicos

Según el informe la incertidumbre regulatoria y de seguridad jurídica ya está afectando de forma intensa y particular a sectores estratégicos como el del automóvil o el inmobiliario. Por otro lado el sector turístico muestra señales de agotamiento por la ralentización en el crecimiento de las economías de los países de origen de turistas y la recuperación de destinos alternativos afectados en el pasado por crisis geopolíticas.

cuadro-bbva-1-sectores-estrategicos.jpg

3. Incertidumbre en el mercado de trabajo

El informe sugiere que España hubiera creado hasta 45.000 empleos más en 2019 si el Gobierno no hubiera subido el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) a 900 euros al mes. "A la espera de que el nuevo Gobierno pueda introducir cambios en ámbitos tan importantes como el mercado laboral o las pensiones y antes de avanzar en la derogación de las reformas implementadas en años anteriores, sería conveniente revisar las distintas evaluaciones que se han hecho sobre los efectos que han tenido las medidas introducidas y mantener aquellos aspectos que han sido valorados positivamente", recoge el documento. Una práctica que también sugieren para las medidas introducidas "en el sector de la vivienda" o en "los incrementos en el SMI" de cara a "guiar las actuaciones futuras".

cuadro-bbva-2-seguridad-social.jpg

4. Incertidumbre relacionada con Cataluña

Otro de los asuntos que debe resolver España para poder frenar la desaceleración y comenzar la recuperación económica es el impacto negativo de las tensiones en cataluña. "El cambio de tendencia en la evolución de la economía catalana desde el segundo semestre de 2017 ha supuesto un lastre para el crecimiento del conjunto de la economía española", dice el informe.

cuadro-bbva-3-cataluna.jpg

5. Incertidumbre políticas

La repetición de elecciones, así como los vericuetos que ha tomado la negociación para la formación de un gobierno y la conformación final del Ejecutivo con comunistas y separatistas catalanes ha producido que "aumente" la incertidumbre "del componente doméstico". Una incertidumbre que se ha sumado a las que ha producido el Brexit. No obstante, el BBVA ve una oportunidad en que esta percepción ha sufrido un "desacople con la percepción de los mercados", lo que cree que se puede aprovechar para revertir la situación.

cuadro-bbva-4-incertidumbre-politica.jpg

6. Incertidumbre fiscal

Dice el BBVA que en 2019 el punto de partida no es bueno, ya que la reducción del déficit ha sido prácticamente nula pese a los bajos tipos de interés y la recuperación económica. Para el BBVA las nuevas políticas deben evitar una fiscalidad que tenga efectos negativos sobre el crecimiento, la innovación y que dé certidumbre a la capacidad recaudatoria. Una imposición "eficiente que no tenga efectos negativos sobre el empleo ni ponga en peligro la competitividad de las empresas, en general, o de ciertos sectores, en particular", añade. "Deberá fomentar el ahorro y la inversión, tomando en cuenta la justicia intergeneracional", sentencia.

Revisar antes de legislar

En definitiva, una de las principales conclusiones del informe es su recomendación de revisar las evaluaciones realizadas sobre los efectos que han tenido las medidas introducidas, con un "análisis detallado de los costes y beneficios" de los cambios impulsados en vivienda o el incremento del Salario Mínimo. En este sentido, pide que se mantengan los aspectos de dichas medidas que han sido "valorados positivamente".

En definitiva. Que la economía española puede despedir en este 2020 la desaceleración, comenzar una recuperación sostenible y crear más de medio millón de empleos más entre 2020 y 2021 siempre y cuando no se tomen medidas como las que ya se han anunciado, a saber: disparar los impuestos, derogar la reforma laboral, acabar con la reforma de las pensiones y subir el salario mínimo interprofesional.

En Libre Mercado

    Servicios