Menú

EEUU sigue los pasos de Italia y baja impuestos ante el coronavirus

Trump reducirá las cotizaciones sociales temporalmente, para que la renta neta de los trabajadores después de impuestos y retenciones sea mayor.

0
Trump reducirá las cotizaciones sociales temporalmente, para que la renta neta de los trabajadores después de impuestos y retenciones sea mayor.
Donald Trump, presidente de los Estados Unidos | EFE

Italia fue el primer país de Occidente que movió ficha ante la crisis del COVID-19 y puso encima de la mesa una propuesta de rebaja de impuestos. Aunque su gobierno guarda ciertas similitudes con el español, puesto que está conformado por el socio transalpino del PSOE (el Partido Demócrata) y por un partido populista de izquierdas (el Movimiento 5 Estrellas), su estrategia de lucha contra el coronavirus ha sido muy distinta a la del tándem Sánchez-Iglesias, puesto que Roma ha decretado el cierre y cuarentena de todo el país durante varias semanas y ya ha anunciado medidas económicas orientadas a compensar el golpe para la economía, entre ellas la citada reducción impositiva.

La respuesta fiscal consiste en decretar una "vacación fiscal" para las personas y empresas directamente afectadas por el coronavirus, en tasas como las que gravan el gas, el agua o la luz. También abarca un recorte de 500 euros al mes en los impuestos que pagan autónomos y pymes, por un periodo de tres meses. Además, se plantean deducciones en el Impuesto de Sociedades para las empresas de sectores afectados. En total, las medidas de auxilio suponen una inyección de 3.600 millones de euros.

EEUU baja cotizaciones sociales

El ejemplo italiano parece haber inspirado también al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que ya ha anunciado "medidas drásticas" para lidiar con la crisis del COVID-19. La propuesta que maneja la Casa Blanca consiste en reducir las cotizaciones sociales temporalmente, para que la renta neta de los trabajadores después de impuestos y retenciones sea mayor. Se trata, dicho de otro modo, de reducir la "cuña fiscal" para que los estadounidenses tengan más dinero en su cuenta de banco a final de mes y puedan lidiar con mayor facilidad con las estrecheces y dificultades que plantea la epidemia llegada de China.

Estados Unidos tiene una población menos envejecida que la de la mayoría de los países europeos. Además, su mercado laboral funciona mucho mejor que el nuestro y se sitúa a las puertas del "pleno empleo" (su último dato de paro es de apenas un 3,5%). Y, en paralelo a su sistema público de pensiones, cuenta con un potente esquema de ahorro privado, canalizado a través de distintos vehículos de ahorro para la vejez.

Todo esto hace posible una rebaja en las cotizaciones sociales que sería difícil de aplicar en España, puesto que en nuestro caso podemos ver que las cuentas de la Seguridad Social suman ya muchos años en números rojos y, de hecho, no muestran signos de mejora a pesar del aumento de ingresos por cotizaciones derivado de la mejora del empleo.

De hecho, como el saldo de ingresos y gastos del sistema de pensiones estadounidense es mucho mejor que el de nuestro país, el peso de su "cuña fiscal" es marcadamente inferior la nuestro: en España ronda el 35%, mientras que en Estados Unidos se sitúa en torno al 15%.

Otras medidas de ayuda

Por otro lado, también se han anunciado medidas concretas orientadas a beneficiar a los trabajadores con empleo temporal (puesto que se teme que este segmento del mercado de trabajo enfrente más dificultades ante la caída de la producción) y se ha planteado la posibilidad de que los sectores afectados puedan diferir sus impuestos durante algún tiempo (caso de aerolíneas, líneas de cruceros, hoteles y otras ramas de actividad ligadas al turismo).

Larry Kudlow, el mandarín encargado de coordinar la estrategia económica del gobierno, ha explicado que Trump se reunirá esta misma semana con representantes empresariales de las industrias afectadas y también ha apuntado que el principal objetivo de la respuesta del gobierno federal es hacer que la ayuda sea lo más inmediata posible.

En Libre Mercado

    Servicios