Menú

El Gobierno prepara una ley que obligue a vender alimentos "feos, imperfectos o poco estéticos"

El Gobierno presenta una ley contra los desperdicios alimentarios para evitar que acaben en la basura. Habrá multas de hasta 150.000 euros.

El Gobierno presenta una ley contra los desperdicios alimentarios para evitar que acaben en la basura. Habrá multas de hasta 150.000 euros.

El Gobierno está preocupado por los desperdicios alimentarios, considera que en 3 de cada 4 hogares se desperdician 31 kg por persona al año y esto es intolerable. En especial, le preocupa lo que sucede en los hogares ,donde se pierden el 40%, y los restaurantes ,donde se tiran a la basura el 15% de los alimentos.

El Ministro de Agricultura y Alimentación, Luis Planas, ha presentado un anteproyecto de ley que obligará a los restaurantes a ofrecer bolsas "sin coste añadido" para que los restos que están en el plato no acaben en la basura. También les obligará a tener convenios con bancos de alimentos y otras ONGs. Algo que también se extenderá al comercio. La idea del Gobierno es incidir y favorecer la fecha de consumo preferente en vez de la de caducidad. Así, las tiendas y supermercados tendrán que ofrecer ofertas con los productos que hayan sobrepasado la fecha preferente.

Obligados a vender fruta fea

También las tiendas de más de 400 metros cuadrados ofrecerán una estantería donde venderán, a precio más económico, productos, en especial frutas y verduras, cuyo aspecto poco estético, feo o imperfecto sea menos atractivo pero estén "sanos y en perfectas condiciones". Otra opción que les da el Ejecutivo es transformarlos en "zumos y mermeladas".

El Gobierno también quiere obligar a las empresas de catering, colegios o residencias a tener un plan contra los desperdicios. A las empresas de distribución les da la opción de transformar los alimentos en energía, mediante plantas de compostaje o "biogas". Todas las empresas de la "cadena alimentaria" deberán informar anualmente de las pérdidas que generan. Aquellos que inclumplan las medidas se enfrentarán a multas que irán desde los 6.001 euros a los 150.000.

Luis Planas asegura que es un deber "desde el punto de vista ético y moral" acabar con los desperdicios y asegura que la ley es parte de su compromiso con la Agenda 2030.

Temas

En Libre Mercado