Menú

La Seguridad Social ya contemplaba todo tipo de menstruaciones "incapacitantes" antes de la ley de Montero

La Seguridad Social ya contemplaba casi una veintena de bajas incapacitantes debidas a la menstruación antes de la Ley Montero.

La Seguridad Social ya contemplaba casi una veintena de bajas incapacitantes debidas a la menstruación antes de la Ley Montero.
La ministra de Igualdad, Irene Montero | Cordon Press

Luz verde a la ley del aborto de Irene Montero en el Consejo de Ministros. De entre todas las medidas que contempla el texto que ha aprobado el Gobierno este martes, la ministra de Igualdad ha incluido un punto que ha levantado gran polémica en materia laboral: las bajas por menstruaciones dolorosas.

Irene Montero lleva una semana vendiendo su norma como un derecho pionero en España, un país donde, según su discurso, las mujeres con reglas dolorosas no tenían derecho a baja alguna. Pero nada más lejos de la realidad. Y es que, la Seguridad Social ya contemplaba casi una veintena de bajas incapacitantes debidas a la menstruación antes de la Ley Montero.

Tal y como puede observarse en la cuarta edición del Manual de Tiempos Óptimos de Incapacidad Temporal que elabora la Seguridad Social (el último tiene fecha de 2018), la lista de los supuestos y los códigos por los que los médicos pueden otorgar una incapacidad temporal a una mujer debido a la regla es muy extensa.

Desde la menstruación excesiva hasta la menstruación irregular pasando por todo tipo de reglas dolorosas, como la dismenorrea no especificada (dolor uterino en el momento de la menstruación). Todas las posibilidades estaban ya consideradas por la Seguridad Social y servían de referencia a los médicos. Por tanto, Montero no introduce ninguna novedad en este punto. También quedan en evidencia sus afirmaciones de que los problemas menstruales estaban invisibilizados a la hora de otorgar bajas.

Además, este manual otorga a los profesionales de la sanidad el "tiempo estándar" para cada baja dependiendo de cada dolencia. En la mayoría de casos, la incapacidad suele durar 4 días, aunque cuando una mujer sufre "dolor y otras afecciones específicas asociadas a órganos genitales femeninos y al ciclo menstrual" la baja "estándar" llega hasta los 14 días.

menstruacion.jpg

Un coste de 24 millones de euros

Lo que sí supone una novedad dentro de la norma de Montero es que va a ser la Seguridad Social la que asuma "desde el primer día" el coste de la baja en lugar de llevarse a cabo el pago como en cualquier contingencia común. En los casos de enfermedad común o accidente no laboral, el empleador abona el subsidio desde el 4º hasta el 15º día de baja por enfermedad, ambos inclusive. A partir del día 16 de la baja, el pago pasa a ser responsabilidad del INSS, ISM o Mutualidad, según corresponda, aun cuando el pago real se siga realizando a través del empleador como pago delegado.

Según la ministra de Igualdad, esta decisión tendrá un coste de 23,8 millones de euros para las arcas del Estado. Tampoco requerirá periodo mínimo de cotización, al contrario que el resto de IT y será "los días que cada mujer, conforme a su cuadro médico, necesite", señala el Ejecutivo.

A pesar de que la norma de Montero es menos rompedora de lo que aparenta, laboralistas, expertos en RRHH, sindicatos y hasta asociaciones de afectadas por la endometriosis se han mostrado en contra por considerar que estigmatiza a las mujeres. "Es una medida innecesaria que crea confusión y que puede considerarse discriminatoria hacia la mujer en el entorno laboral. Se predispone a pensar de que por el hecho de ser mujer estamos enfermas una vez al mes y eso no es así" señala a Libre Mercado la profesora de RRHH en EAE Business School, Belén Marrón.

No habrá rebaja del IVA

Sin embargo, a raíz de las medidas relacionadas con la menstruación se ha abierto un cisma entre el Ministerio de Igualdad y el de Hacienda. Irene Montero se había comprometido a rebajar el IVA de compresas y tampones al gravamen superreducido, pero Hacienda se habría negado a ello.

Aunque "forma parte del acuerdo de coalición entre PSOE y Podemos, Hacienda no ha querido que vaya en esta ley" criticó ayer lunes la ministra de Igualdad responsabilizando así a la ministra María Jesús Montero del fiasco a las contribuyentes.

En una entrevista en La Ser, la ministra de Podemos ha avanzó que la rebaja de impuestos prometida quedará relegada a la negociación de los próximos Presupuestos Generales del Estado. "Para mí es uno de los debes. Lo volveremos a negociar en los Presupuestos Generales del Estado. Es lo que he hablado con la ministra de Hacienda". Según Irene Montero, las arcas del Estado dejarían de ingresar 30 millones de euros con la rebaja del IVA de los productos de higiene femenina. Actualmente, tributan al 10% y su idea era que bajaran al 4%. Por tanto, el Gobierno ingresará más con la decisión de no bajar el IVA de estos productos que lo que se gastará con las nuevas bajas.

Temas

En Libre Mercado