Menú

Graciano Palomo: "La historia será muy dura con Sánchez, va a dejar España en bancarrota"

El veterano periodista avanza los planes económicos de Feijóo.

Prensa económica: La recaudación se desboca por la inflación y Hacienda ingresa 100.000 millones en cinco meses Es la Mañana de Federico

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

El veterano periodista avanza los planes económicos de Feijóo.
El veterano periodista avanza la estrategia económica de Feijóo | La Esfera de los Libros

Graciano Palomo (Burgos, 1951) lleva décadas en la cúspide del periodismo. A lo largo de su carrera, ha cultivado todo tipo de géneros informativos y se ha convertido en uno de los analistas más consolidados del panorama nacional. Tras el éxito de Iván Redondo. El manipulador de emociones, Palomo presenta ahora su nuevo libro, Siete días de furia y puñales (La Esfera de los Libros), en el que relata la caída de Pablo Casado como líder del Partido Popular. Libre Mercado se ha entrevistado con él para conocer qué espera de la formación azul ahora que su mando ha recaído en el ex presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo.

P: ¿Qué se van a encontrar los lectores en esta obra?

R: Básicamente, una crónica con información fehaciente y compulsada que desgrana cómo fue posible tumbar en una semana a la dirección nacional del primer partido de la oposición. Lo cierto es que la caída de Pablo Casado se venía preparando desde hace año y medio. ¿Motivos? El primero, que no "tiraba" electoralmente; el segundo, que su secretario general, Teodoro García Egea, se empeñó en enfrentarse sistemáticamente a los principales "barones" regionales de la formación. En el libro cuento cómo sucedió todo desde dentro y también avanzo cuáles serán los presupuestos ideológicos básicos, el programa y el equipo del nuevo líder de la derecha, Alberto Núñez Feijóo.

P: El proceso fue traumático, pero las encuestas apuntan que los votantes han reaccionado positivamente.

R: Sinceramente, que una crisis así, tan profunda y desgarradora, se cerrase en diez días es algo notable. Pero la verdad es que todos los altos cargos acabaron dándole la espalda a Casado, incluso todos aquellos a quienes él había elevado y que no dudaron en cambiar de bando cuando entendieron que la situación era la que era.

P: Pedro Sánchez lo achaca a los "poderes ocultos" que conspiran en la sombra y que, según el presidente, también acosan a su gobierno.

R: Me da la risa… Sánchez es el mayor felón que hemos conocido en la Historia de España desde los tiempos de Fernando VI. Es el jefe de gobierno que más poder ha acumulado y, sin embargo, se permite decir chorradas de tan alto significado. Hablamos de un presidente de gobierno que ha pisoteado los presupuestos básicos de la Transición, que ha declarado dos veces un Estado de Alarma abiertamente anticonstitucional, que ha hundido RTVE, que ha asaltado con criterios partidistas organismos como el CIS, el INE, la SEPI… ¡Y alguien así se permite el lujo de hablar de "poderes ocultos"!

Creo que, puestos a hablar de cosas "ocultas", lo que creo que nos acabará sorprendiendo cuando salga a la luz es todo lo que ahora está guardando debajo de las alfombras. Domina todos los poderes del Estado, está contaminando todas las instituciones que deberían ser neutrales políticamente, controla la mayor parte de los medios de comunicación… Y morirá matando, porque es un tipo que ya ha demostrado ser extraordinariamente peligroso. Entiendo que la Historia será muy dura con un personaje que no responde a los parámetros democráticos del mundo libre.

P: Hablemos ahora de economía. ¿Por qué Feijóo ha elegido a Juan Bravo como responsable de dicho campo?

P: Feijóo considera que, bajo el liderazgo de Moreno, Bravo ha puesto en marcha una política económica muy exitosa en Andalucía. Eso le ha llamado la atención al presidente del PP, que sabe que, cuando llegue al poder, tendrá que hacer reformas profundas, para lo cual necesitará a alguien con credenciales en dicho ámbito.

El principal "leit motiv" de Feijóo desde que está al frente del PP es la economía, le dedica mucho más tiempo y atención a este asunto que a cualquier otro porque considera que, de acuerdo con las encuestas, eso es lo que realmente preocupa a los españoles, que de hecho están cada vez más asustados ante la inflación y todo lo que viene encima.

Bravo es su apuesta interna, pero Feijóo también procura consultar sus pronunciamientos económicos con personajes de la sociedad empresarial y financiera, intenta acercarse a eso que podríamos definir como la economía real.

P: Hábleme de esa estrategia económica…

R: Feijóo ha llegado a Madrid y ha apostado por hablar con todo el mundo, incluidos los sindicatos. Ha creado un gabinete de presidencia a través del cual escucha a todos los agentes empresariales que tienen algo que decir. Tiene mucha experiencia de gobierno, fue un dirigente austero y solvente en la Xunta y ahora sabe que, de llegar a La Moncloa, lo hará con las cuentas del país en bancarrota.

P: ¿Y qué recepción se ha encontrado Feijóo en las altas esferas empresariales?

R: Su nombramiento ha caído como agua de mayo. Los empresarios saben ya perfectamente lo que pueden esperar de un gobierno de izquierdas radical como el de Sánchez. Los que pensaron que el PSOE moderaría a Podemos y sabría gestionar la coexistencia se equivocaron fatalmente. Muchos de los líderes empresariales tienen buena opinión del paso de Feijóo por la Xunta, saben que sus catorce años al frente del gobierno autonómico fueron sólidos y la verdad es que me atrevería a decir que buena parte del empresariado español está contando los días que restan hasta las próximas elecciones generales…

P: Siempre se habló de la cercanía de Feijóo con Pablo Isla, de un posible salto a Inditex…

R: Según me informan, es cierto que Feijóo e Isla tienen una magnífica relación. Ambos están situados en el centro político y comparten valores propios de ese espacio. Son gente pragmática para quienes lo importante son los resultados, uno lo ha demostrado en política y otro lo ha hecho los negocios. Y sí, en efecto, dicen que Feijóo ya no quería presentarse a las siguientes elecciones gallegas y que se le planteaba como futuro presidente de la Fundación Inditex. Eso ya no sucederá, pero el trato con Isla sigue ahí. De igual modo, también goza de hilo directo con Amancio Ortega.

P: Además de Juan Bravo, ¿quiénes serían los ministrables económicos de Feijóo?

R: Hay bastantes. Creo que buscará a los mejores. Supongo que tirará de la agenda PP, donde los hay muy buenos, como Mario Garcés, y que también se acercará a la sociedad civil, donde hay figuras interesantes como Lorenzo Amor, presidente de ATA. Podría recuperar a dirigentes que han demostrado ser buenas en la gestión pública, caso de Isabel García Tejerina o Fátima Bañez. No me extrañaría que volviera al gobierno Luis de Guindos. Y tampoco descarto a emprendedores que silenciosamente han creado empresas de éxito.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador