Menú

La inflación se ceba con los bancos de alimentos: "Se ven personas con trabajo que recurren a nosotros"

El 25 de noviembre comienza la Gran Recogida de alimentos de FESBAL con el objetivo de paliar el descenso de las donaciones.

El 25 de noviembre comienza la Gran Recogida de alimentos de FESBAL con el objetivo de paliar el descenso de las donaciones.

El próximo 25 de noviembre comienza la Gran Recogida de alimentos organizada por la Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL) y sus 54 bancos de alimentos asociados a nivel nacional. La situación, alertan desde FESBAL, es peor que en años anteriores: la crisis económica ha provocado un descenso de las donaciones y el poder adquisitivo de los propios bancos de alimentos se ha resentido por la inflación. También advierten de que cada vez es más común encontrar en las colas del hambre a personas con trabajo y hogar propio que se ven obligados a recurrir a este tipo de ayudas básicas porque no pueden llegar a final de mes.

"La situación de los bancos de alimentos es peor que en años anteriores y se resiente por la crisis económica y la inflación. A fecha de 1 de octubre, el año pasado se habían recogido 138 millones de kilos. Este año vamos por los 124 millones de kilos. Por eso tenemos mucha confianza en que la campaña de la Gran Recogida pueda aliviar este descenso de las donaciones", explica Luis Miguel Rupérez Díaz, responsable de Comunicación y Relaciones Externas de FESBAL.

Aproximadamente, 1,3 millones de españoles están recurriendo a los bancos de alimentos. Y esta cifra sería mayor si hubiera más comida en los almacenes. El problema es que las donaciones se han reducido debido a la crisis económica. El otro factor clave, explica Rupérez, es la inflación. "Los bancos de alimentos podemos comprar menos con el dinero que tenemos y la inflación de los productos alimentarios ha subido hasta un 16%, así que con los mismos recursos tenemos acceso a menos cantidad de productos".

Otro dato sumamente preocupante es el cambio en el perfil de aquellos que se ven obligados a recurrir a la ayuda de un banco de alimentos. En los últimos dos años se ha registrado un incremento de personas con trabajo y hogar propio, especialmente madres con hijos menores a su cargo: "Cada vez se ve más pobres con trabajo que, aún así, tienen que recurrir a la ayuda de los bancos de alimentos porque no llega a fin de mes debido a la subida de los precios de la energía, por la inflación… y ven en los bancos de alimentos la posibilidad de acceder a bienes básicos que de otra manera no podrían adquirir o tendrían que quitarlo de otra parte", señala Rupérez.

La Gran Recogida: presencial o virtual

Bajo el lema "Comer no puede ser un lujo", la Gran Recogida anual de alimentos tiene como objetivo llamar a la ciudadanía para que colabore donando productos físicos en los supermercados asociados a la campaña entre el 25 y el 27 de noviembre. La entidad, explica Rupérez, pretende recoger unos 21 millones de kilos de comida para ayudar a la gente más necesitada del país.

Además de donar productos no perecederos a los voluntarios en los supermercados, también hay posibilidad de donar directamente en caja a través de vales. "Es exactamente igual que comprar los alimentos, porque esos vales se convierten en un depósito económico que los bancos utilizan para comprar los alimentos que necesitan", explica Rupérez. También se puede colaborar a través de la página web www.granrecogidadealimentos.org.

"Hacemos un llamamiento a la ciudadanía para que este último fin de semana de noviembre y durante el periodo en el que está activa la donación online o en caja contribuyan con su granito de arena, en la medida de las posibilidades de cada uno, para llegar a ese objetivo de los 21 millones de kilos y compensar el descenso de las donaciones que hemos visto durante los tres primeros trimestres del año".

Hay muchas esperanzas depositadas en la Gran Recogida, porque la perspectiva a corto plazo, señala Rupérez, es que la tendencia que lleva 2022 no se solucione a corto plazo. "Va a haber un aumento de la demanda en Navidad, por eso necesitamos conseguir un gran volumen de alimentos no perecederos que nos ayuden a satisfacer toda esa demanda que va a seguir aumentando, según nuestras previsiones".

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Cesta de navidad