Menú

El déficit público baja un 8% cuando debería caer un 60%

Se situó en 14.896 millones hasta marzo (1,4% del PIB), un 8% menos que hace un año, pero debería caer a un ritmo del 60% para cerrar en el 4,5%.

0

El Gobierno central, las CCAA y la Seguridad Social registraron un déficit público conjunto equivalente al 1,4% del PIB (14.896 millones de euros) en el primer trimestre, según los datos oficiales publicados el jueves por el Ministerio de Hacienda, que no incluye las cuentas de las corporaciones locales.

En el mismo período de 2012, y sin incluir igualmente municipios y diputaciones, el déficit público se situó en el 1,53% del PIB (16.103 millones de euros) en términos de Contabilidad Nacional. De este modo, el agujero fiscal de estas tres administraciones ha caído un 8,5% interanual (unos 1.200 millones de euros) en los últimos doce meses.

¿Mucho o poco?

Aunque todavía es pronto para poder analizar la evolución de las cuentas públicas en 2013 y aún falta conocer las cifras de la Administración Local, cabe recordar que, hoy por hoy, el objetivo de déficit fijado por Bruselas se sitúa en el 4,5% del PIB para este año (48.343 millones de euros) frente al 10,6% registrado en 2012 (111.641 millones, incluyendo ayudas bancarias). Así pues, el déficit público debería reducirse a un ritmo del 60% en 2013, pero tan sólo ha caído un 8,5% interanual en el primer trimestre. De hecho, aun descontando el impacto del rescate bancario, el déficit debería bajar un 35,5% interanual este año, desde el 6,98% (73.298 millones) en 2012 al 4,5% en 2013 (48.343 millones).

Dicho de otro modo, el déficit cae en el primer trimestre, a la espera de conocer las cuentas locales, pero mucho menos de lo que debería para poder cerrar el ejercicio en el objetivo previsto inicialmente por Bruselas. En este sentido, el Gobierno de Mariano Rajoy lleva meses negociando con las autoridades comunitarias la posibilidad de suavizar, una vez más, el ritmo de ajuste acordado el pasado año para reducir el agujero fiscal, bajo el argumento de no ahogar el crecimiento, y da por hecho que la UE elevará el umbral hasta un nivel próximo al 6% o 6,5% del PIB a finales de mayo.

Desglosando la cifra del primer trimestre, el Estado (Gobierno central) registró un déficit del 1,53% del PIB (16.071 millones de euros) frente al 1,93% registrado en el mismo período de 2012 (20.306 millones), un descenso del 20,7% interanual. Sin embargo, el Estado debería cerrar este año con un descuadre del 3,8% del PIB (40.903 millones) frente al 7,76% de 2012 (81.450 millones). Es decir, el agujero de la Administración Central tendría que reducirse a la mitad este año, pero en el primer trimestre el descenso apenas supera el 20% interanual.

En el ámbito de las CCAA la divergencia es aún mayor. Los gobiernos regionales presentaron un déficit del 0,12% del PIB el pasado trimestre (1.235 millones) frente al 0,01% (149 millones) registrado en el mismo período de 2012, según las cifras oficiales. Así pues, el déficit regional se ha multiplicado por doce en el último año.

Pese a todo, el Gobierno afirma que es un buen dato, ya que si se descuentan los anticipos que el Estado entregó el pasado año a las comunidades,el déficit se habría reducido casi un 74%. Efectivamente, el Ejecutivo adelantó a las CCAA casi 5.000 millones de euros en el primer trimestre de 2012 para solventar sus graves problemas de liquidez, cuantía que posteriormente fue descontada a lo largo del año. Sin tener en cuenta eses anticipo, las autonomías registraron un agujero de 4.787 millones de euros entre enero y marzo del pasado año, el 0,45% del PIB, frente al 0,12% del primer trimestre de 2013.

Aún así, puesto que el único dato válido es el de contabilidad nacional, la realidad es que el déficit de las CCAA ha crecido del 0,01% al 0,12% en los últimos doce meses. Las CCAA deberían cerrar 2013 con un déficit del 0,7% del PIB (7.440 millones) frente al 1,75% registrado el pasado año (18.436). Es decir, las autonomías deberían reducir el tamaño de su agujero fiscal en un 60% para cumplir con el actual objetivo de déficit, pero se ha disparado en el primer trimestre.

Hay que tener en cuenta que, al igual que Rajoy presiona para que Bruselas permita a España un déficit superior al 6% del PIB en 2013, las CCAA negocian con Moncloa subir su particular límite del 0,7% actual al 1,2% del PIB, si bien es muy probable que incluso se permita un déficit mayor a algunas regiones. Esta semana las regiones cumplidoras con el déficit se han mostrado en contra del objetivo "a la carta" que baraja Montoro para cumplir con las exigencias de Cataluña.

En el desglose por comunidades autónomas, nueve registraron déficit en el primer trimestre, con Navarra a la cabeza (1,06% de su PIB), seguida de Murcia (0,4%), Castilla y León (0,28%), Andalucía (0,26%), Madrid (0,25%), Cataluña (021%), Aragón (0,18%), Galicia (0,12%) y Canarias (0,03%).

Por último, la Seguridad Social se anotó un superávit del 0,23% del PIB en el primer trimestre del año (2.410 millones de euros), casi la mitad que un año antes (4.352 millones). En principio, el objetivo comprometido con Bruselas es que la Seguridad Social cierre el año en equilibrio presupuestario.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Historia