Menú

Canarias y Navarra, la cara y la cruz de la creación de empleo a nivel autonómico

El turismo impulsa el empleo en Canarias y Baleares. El avance en Cantabria y Extremadura se concentra en el sector público.

0
La presidenta de Navarra, Uxúe Barkos | EFE

Los datos publicados por el INE de la Encuesta de Población Activa (EPA) del cuarto trimestre de 2016 confirman que el ritmo de creación de empleo se mantiene. El aumento de la ocupación se modera tres décimas respecto a 2015, algo extraño cuando la otra referencia sobre el empleo -que son las afiliaciones a la Seguridad Social- apunta un mayor avance en 2016. De todas maneras, cabe destacar que, como encuesta, la EPA tiene un margen de error en el muestreo que supera dicho menor crecimiento, por lo que tampoco es especialmente significativo.

Como se puede observar en el siguiente gráfico, las actividades de la industria y construcción aportan un menor crecimiento al empleo en 2016. En el caso de la construcción, no aporta crecimiento al empleo, lo que resulta sorprendente si se compara con otras referencias como el mayor incremento del PIB hasta septiembre o un crecimiento de las afiliaciones del 2,6% en 2016.

Por el contrario, los servicios incrementan su contribución a la mejora laboral debido a las actividades vinculadas con el consumo -comercio y hostelería- y el sector público -sanidad o educación, aparte del empleo en la Administración Pública-, que aportan un 1,2% y un 0,7% al crecimiento del empleo total en 2016, respectivamente, lo que supone dos y una décima extra con respecto a 2015.

empca001.jpg

Si se descompone la variación del empleo entre sector público y privado, la aportación del empleo público es inferior a la de las actividades privadas, y en 2016 su contribución ha sido de apenas una décima.

empca002.jpg

En este sentido, cabe recordar que una parte del empleo en educación y sanidad lo generan centros privados o concertados y estos, a su vez, tienen un peso creciente sobre el empleo. Como resultado, el peso del empleo público en estas dos actividades ha pasado en España del 81% en 2008 al 75% en 2016.

Pese a ese descenso, el empleo público sigue predominando especialmente en Extremadura, Asturias, Castilla-La Mancha, Canarias y Cantabria, donde representa el 80% o más. En el otro extremo se sitúan Cataluña, y País Vasco, donde supone el 65% o menos.

empca003.jpg

En el caso concreto de la educación, que entre 2014 y 2016 explica la práctica totalidad del crecimiento del empleo en estas dos actividades, los centros públicos no universitarios en España suponen el 70% del total. Por comunidad autónoma, son dos terceras partes o más de los centros (en Extremadura, Canarias, Castilla y León y Navarra el 80% o superior), con la excepción de Madrid, donde apenas supera la mitad (53%).

empca004.jpg

En el restante 30%, se incluyen los centros privados y concertados. A su vez, los centros concertados reciben financiación con cargo a los Presupuestos públicos. El empleo en las actividades de educación o sanidad es, por tanto, dependiente de la acción de las administraciones públicas.

Canarias y Baleares lideran el aumento del empleo

¿Cómo ha sido la evolución en cada comunidad autónoma por actividades? Las comunidades con un mayor crecimiento han sido aquéllas en las que las actividades vinculadas con el consumo ha sido superior.

En Canarias y Baleares, con un crecimiento promedio en los dos últimos años del 4,9% y 4,8% ,respectivamente, sólo estas dos actividades obtienen un crecimiento similar o incluso superior al del total del empleo en España -un 3% y un 2,4%, en comparación con el 2,8% total-. Dentro de estas actividades, el turismo juega un papel fundamental, dado que la hostelería explica el 68% de su crecimiento.

empca005.jpg

En el lado contrario, Extremadura, Asturias y Navarra se sitúan como las comunidades con un menor crecimiento del empleo ,con tasas del 1,3% o menos. Entre éstas, destaca Extremadura, donde, si se excluye la contribución de las actividades vinculadas al sector público, el empleo se hubiera estancado en los dos últimos años. En el caso de Navarra, el empleo apenas habría crecido un 0,7% si se ajusta igualmente la serie.

Un análisis del empleo, no por actividad sino por sector, muestra, igualmente, un notable peso del sector público en Extremadura, y, por el contrario, un descenso del empleo público en la Comunidad Valenciana y en La Rioja.

empca006.jpg

Si se analiza en detalle del resto de actividades, se observa que entre las comunidades donde menos crece el empleo (Cantabria, La Rioja, Extremadura, Asturias y Navarra) hay dos factores comunes: baja el empleo agrario y en la construcción, mientras que se percibe un mayor impacto de las actividades vinculadas con el sector público.

empca007.jpg

Las excepciones en el primer factor son Extremadura y Cantabria, donde el lastre no son la agricultura y la construcción, sino el empleo relacionado con actividades técnicas -como son abogados, consultores e ingenieros- y con el consumo, respectivamente. En el caso cántabro, la lectura es negativa, dado que se trata de actividades con una elevada productividad. Como se puede observar en el siguiente gráfico, en los últimos trimestres el diferencial del crecimiento del PIB de España sobre Cantabria se abre en contra de aquella comunidad desde finales de 2015.

empca008.jpg

En el caso extremeño, resulta sorprendente que precisamente esas actividades se encuentren en recesión y apuntan a una débil dinámica del consumo, tanto interno como del proveniente del turismo de no residentes. En el segundo factor, la excepción es Asturias, donde el empleo vinculado con las Administraciones Públicas desciende.

Por otra parte, entre las comunidades donde más ha crecido el empleo hay un factor común, y es el elevado peso de las actividades del comercio y la hostelería. El ranking lo lideran, por este orden, Canarias, Baleares, Andalucía y la Comunidad Valenciana, en donde el peso del turismo es especialmente significativo.

empca009.jpg

En definitiva, la EPA de final de 2016 ofrece información sobre el empleo que describe la coyuntura económica de las comunidades autónomas. Así, por ejemplo, Canarias y Baleares son las dos comunidades en las que la contribución del comercio y la hostelería pesa más en el PIB, y en concreto del turismo, que supone un 32% y un 45% de su PIB. Un posible cambio del escenario actual que afecta negativamente a otros destinos que compiten con la economía española podría afectar negativamente con especial incidencia en estas dos comunidades.

empca010.jpg

En cuanto al impacto del empleo vinculado con la acción del sector público, los datos sobre el PIB sitúan a Extremadura como la comunidad autónoma en donde la educación, sanidad y administración pública tiene un mayor peso.

empca011.jpg

En Libre Mercado

    Recomendado

    Lo más popular

    1. El 'whatsapp' viral nacionalista: Puigdemont, detenido y TV3, cerrada
    2. El Gobierno toma el control de los Mossos y los pone bajo el mando de un coronel de la Guardia Civil
    3. La diva satánica que dejó sin aliento a Malú en 'La Voz'
    4. La Generalidad anuncia que retiene el control de los Mossos
    5. José García Domínguez: 'La amiga del carnicero'
    0
    comentarios

    Servicios