Menú

Carmena imita a Mallorca: prohibirá las viviendas turísticas en el centro de Madrid

El Ayuntamiento prepara una "ilegalización masiva" de viviendas turísticas en el centro de la capital e impedirá abrir nuevos hoteles.

El Ayuntamiento prepara una "ilegalización masiva" de viviendas turísticas en el centro de la capital e impedirá abrir nuevos hoteles.

Ahora Madrid va a prohibir casi todos los pisos turísticos en el centro de la capital. Al menos esto es lo que se desprende del Plan Especial de Implantación de Uso del Hospedaje que el concejal de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo, presentó el martes a plataformas, asociaciones de vecinos y hoteleros.

El proyecto en sí, cuyo borrador pretende aprobarse el próximo junio o principios de julio, es muy similar a la prohibición que acaba de decretar Mallorca, donde sólo se permitirá el alquiler turísticos a casas y chalets independientes, excluyendo así a pisos y apartamentos. El Ayuntamiento que preside Manuela Carmena se valdrá de su competencia urbanística para acabar con los pisos turísticos en el centro de la ciudad.

En concreto, el citado Plan dividirá Madrid en cuatro zonas, con distintos tipos de restricciones para la apertura de viviendas de uso turístico (VUT), pero también para la transformación de edificios enteros en hoteles. En la zona más restrictiva, correspondiente al distrito Centro, será casi imposible obtener una licencia de piso turístico, según informaSomos Malasaña. "Hablando claro, lo que planteamos es una ilegalización masiva de viviendas turísticas", según explicó Calvo a los asistentes a la mesa.

La primera zona coincide con los límites del distrito Centro, mientras que la segunda alcanza a casi todo Chamberí, Arganzuela, parte de los distritos de Salamanca y Retiro y al barrio de Argüelles. Sobre estas dos áreas se aplicarán las medidas más restrictivas, ya que, en la práctica, el Ayuntamiento prohibirá abrir cualquier tipo de vivienda turística en edificios residenciales, salvo en el caso de que cuente con acceso independiente desde la calle. Es decir, que la entrada a estos pisos no podrá estar en el portal. De este modo, esta actividad quedará limitada casi exclusivamente al alquiler de casas y chalets independientes, cuyo número en estros barrios es muy reducido.

mapa-madrid-alquileres.jpg

Además, el plan también impedirá en estas zonas la transformación de edificios enteros de viviendas en alojamiento turístico de cualquier tipo (hoteles incluidos) en todas las calles salvo grandes ejes viarios como el Paseo del Prado, los bulevares o la calle Princesa.

En la zona 3, que abarca el resto de la almendra central (área que delimita la M-30) y zonas de Puerta del Ángel, Príncipe Pío y Chamartín, también habrá restricciones, aunque se permitirán viviendas de uso turístico en el 10% de la superficie residencial de cada edificio. En el resto del término municipal de Madrid se mantendrá la legislación vigente.

"El objetivo es que no se pierda ni un metro cuadrado más para usos residenciales en el distrito Centro", apunta el concejal de esta zona, Jorge García Castaño, quien también manda un mensaje muy claro hacia los inversores que están acelerando el mercado inmobiliario en Madrid: "Con este plan transmitimos que si los inversores y fondos compran vivienda residencial, en ningún caso van a poder tener una licencia de uso turístico u hotelero", según señala el citada diario.

En principio, estas restricciones afectarán a los pisos que se alquilen durante más de tres meses. En 2014, la Comunidad de Madrid reguló las viviendas turísticas, fijando en un máximo de 90 días al año la posibilidad de alquilar a turistas, pero a parir del día 91 el Ayuntamiento exigirá licencia una licencia de actividad a todos esos inmuebles. Para controlar su cumplimiento, Ahora Madrid también ha anunciado que reforzará la inspección de pisos y elevará de forma sustancial las sanciones, a imagen y semejanza de lo que ha hecho Ada Colau en Barcelona.

La idea del Ayuntamiento es aprobar este nuevo plan en verano para que entre en vigor a finales de año. A partir de este momento, se levantaría la suspensión de concesión de licencias turísticas, aunque, a la luz del texto, será casi imposible obtener permisos en buena parte del centro de la capital.

El lobby hotelero aplaude

La Unión Empresarial por la promoción turística de Madrid y la asociación representativa de las pymes hoteleras integrada en esta organización, Asociación de Empresarios del Hospedaje de la Comunidad Autónoma de Madrid (AEHCAM), han saludado y valorado positivamente la presentación del borrador del Plan de implantación del uso de hospedaje realizado por Calvo porque considera que "acaba con la barra libre para las viviendas turísticas en Madrid".

"Con la puesta en marcha de este borrador de plan especial se podrá desbloquear el 'impase' actual y el supuesto limbo legal en el que se encontraban las viviendas turísticas, como consecuencia de la falta de iniciativa de la Comunidad de Madrid por resolver este conflicto. En este contexto, el anuncio permitirá avanzar hacia un modelo de calidad en la prestación de servicios a los turistas y visitantes y de respeto y protección de los derechos de los residentes madrileños", han señalado los empresarios en una nota de prensa.

Por todo lo dicho, para AEHCAM, "ante la ausencia de un decreto turístico capaz, deben ser los criterios urbanísticos, que son competencia exclusiva del Ayuntamiento de Madrid, los que permitan desbloquear la situación y abordar la regularización del sector en estos momentos".

Una vez establecidos los criterios urbanísticos y las restricciones a la implantación de viviendas turísticas, especialmente, en la almendra central, se plantearán, tal y como ha anunciado José Manuel Calvo, las medidas disciplinarias correspondientes y "la activación de un profundo proceso de inspección y verificación de las viviendas turísticas existentes, que permita sacar a la luz todas las actuaciones irregulares, así como la adopción de medidas y sanciones ejemplarizantes y disuasorias que acaben con el efecto llamada que supone para la ciudad de Madrid el vacío legal existente".

"El anuncio del Ayuntamiento de Madrid supone el final de la impunidad de las viviendas turísticas y la puesta en marcha de un plan para acatar con la degradación de la convivencia ciudadana y del deterioro de la imagen social de la actividad turística. En definitiva, la adopción de medidas eficaces y creíbles para proteger a los residentes que deben permitir neutralizar la turismofobia en la ciudad de Madrid, y la puesta en valor de la importancia que tiene la actividad turística para la ciudad", indican.

La patronal hotelera madrileña espera que el Plan Especial de Implantación del Uso de Hospedaje esté listo e los próximos meses porque "genera grandes expectativas en el conjunto de las asociaciones integrantes de La Unión y especialmente, en la organización representativa de las pymes hoteleras".

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso