Menú

Los estragos del decreto del alquiler de Sánchez: sube 3 meses el plazo para desalojar a los morosos

Este plazo de tres meses se refiere a los desalojos por impago, que son la mayoría con casi el 70%.

LM/ Agencias
0
Este plazo de tres meses se refiere a los desalojos por impago, que son la mayoría con casi el 70%.
Las Cuatro Torres y varios edificios de viviendas en Madrid. | David Alonso Rincón

El plazo de desalojo de los inquilinos morosos ha aumentado tres meses en España como consecuencia de la aplicación de la nueva normativa recogida en el real decreto del alquiler aprobada por el Gobierno en primavera, según Arrenta Quarto Pilar.

Este plazo de tres meses se refiere a los desalojos por impago, que son la mayoría con casi el 70%. En el caso de otras causas, como la necesidad de recobrar la vivienda para el uso de los hijos de los propietarios, el tiempo de desalojo ha aumento aún más, hasta llegar a duplicarse, según Arrenta.

No obstante, la compañía matiza que el plazo del desalojo de los inquilinos morosos varía en cada partido judicial, aunque el aumento medio global se sitúa en tres meses. Según su análisis, los plazos oscilan entre los 4 meses de los partidos judiciales más rápidos a los 8 de los más lentos, llegando hasta 7 y 11 meses, respectivamente.

Los desalojos por impago de la renta de alquiler suponen 66,4%, según los últimos datos facilitados por Consejo General del Poder Judicial correspondientes al segundo trimestre de 2019.

En otros casos el aumento ha aumentado por encima incluso de los tres meses, como ante la necesidad de recuperar la vivienda para el uso de hijos, que se ha llegado a duplicar, hasta alcanzar los 15 meses en términos judiciales como Madrid y Barcelona.

Aumento del tiempo de desalojo que sigue impulsando los Seguros de Impago de Alquiler como la mejor garantía para que los propietarios saquen sus viviendas al mercado con tranquilidad.

La razón es, según se explica desde Arrenta, que en el proceso judicial se ha incluido una nueva fase que corresponde a la averiguación de si la familia que ocupa la vivienda se encuentra en riesgo de exclusión social.

Suben los precios

En este sentido, añade que la entrada en vigor del real decreto del alquiler también ha provocado un aumento del precio medio de la renta que ya ha comenzado a estabilizarse. En la última Edición del Observatorio del Seguro de Impago del Alquiler, OESA, se cifró dicho aumento del precio en un 4% que ya se ha detenido, según los expertos.

Desde Arrenta se insiste en que es necesario seguir trabajando para aumentar el número de viviendas en alquiler, recordando que el parque de vivienda de alquiler está ocupado en un 90%, por lo que existe un problema de falta de oferta que no ha solucionado el Real Decreto del Alquiler.

De hecho, en el último OESA se destacó el interés de promover proyectos de vivienda de nueva construcción en alquiler con rentas bajas desde la iniciativa pública y privada.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation