Menú

La CEOE asegura que las propuestas de Sánchez e Iglesias dan "miedo"

"A veces nos llaman agoreros a la CEOE, pero es lo que hay. Con las cosas de comer no se juega", ha dicho el presidente de la patronal.

0
"A veces nos llaman agoreros a la CEOE, pero es lo que hay. Con las cosas de comer no se juega", ha dicho el presidente de la patronal.
El presidente de la patronal española CEOE, Antonio Garamendi, en una conferencia en Bilbao | EFE

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, ha alertado de que el déficit público se disparará este año al 3,5% del PIB si se llevan a cabo todas las propuestas recogidas en el acuerdo programático de Gobierno alcanzado entre el PSOE y Unidas Podemos.

Así lo ha señalado durante su intervención en el Foro Justicia del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid (ICAM), donde ha afirmado que a los empresarios "les da miedo" la batería de propuestas, porque hay 25.000 millones de euros de gasto y unos ingresos de 6.200 millones.

Estas declaraciones contrastan con el tímido comunicado que publicó la CEOE hace una semana en el que se limitaban a dar la bienvenida al Gobierno y a mostrarse a su entera disposición sin mencionar a Podemos y sus peligrosas medidas, como habían criticado en el pasado.

"Nos da la impresión de que el déficit de este año con estas propuestas se va al 3,5% y esto ya es un problema de estabilidad con Europa", ha remarcado Garamendi. En esta línea, ha afirmado que los empresarios van a estar "alerta" y avisarán, porque es "algo muy importante que puede afectar de forma muy especial al mundo de la economía y de la empresa".

En concreto, sobre la desviación del déficit, ha indicado que están preocupados, porque ya con el último Gobierno se había alcanzado con Europa un acuerdo de déficit del 1,8%, que posteriormente se negoció al 2% y ya se ha incurrido en un déficit del 2,5%.

"A veces nos llaman agoreros a la CEOE, pero es lo que hay. En junio dijimos que la economía española iba a crecer al 2,1% y se nos echó encima todo el mundo y nosotros fuimos muy optimistas, porque no va a acabar en el 2,1%, sino que va a acabar en el 1,9% y este año vamos a ir al 1,5%", ha añadido.

Además, Garamendi ha hecho hincapié en que le preocupa la deuda y su gestión, porque en la actualidad es casi el 100% del PIB y España es prácticamente el segundo país del mundo con más deuda exterior. "Esto significa que hay que pagarla, antes, después o de alguna manera, pero eso de que algunos piensen que no pasa nada, dura un rato, esta es la realidad", ha añadido.

Por ello, Garamendi ha pedido estabilidad y moderación, porque "con las cosas de comer no se juega". "Pedimos que se nos consulte por lo menos cuando se tomen decisiones. No nos vamos a meter en todo lo demás", ha resaltado.

También ha trasladado al Gobierno que debe "tener rigor presupuestario y ortodoxia económica, que es la que va a dar la confianza para que este país siga avanzando como se merece".

Derogar la reforma laboral es "imposible"

Por otro lado, Garamendi, ha afirmado que es "prácticamente imposible" derogar la reforma laboral "de golpe", como planea la nueva ministra de Trabajo, Yolanda Díaz. "Se ha dicho que se nos va a llamar a la mesa del diálogo social y vamos con espíritu abierto en este sentido", ha añadido, tras afirmar que sí que se pueden mirar cosas de la reforma laboral, porque "todo es mejorable". El presidente de la patronal ha apuntado que cuando "hablan no lo hacen para fastidiar", sino que los empresarios trabajan "con sentido de Estado y con lealtad institucional".

"Como realmente lo que hagamos sea quitar espacio de adaptación de las compañías a las circunstancias, pues, bueno, lógicamente este país creará menos empleo, esto es así y nosotros honestamente lo diremos", ha apostillado, tras asegurar que los representantes de los empresarios irán a la mesa del diálogo social y plantearán las cosas, aunque "eso de cambiar de golpe todo no va a ser tan fácil".

Garamendi ha hecho estas declaraciones después de que la nueva ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, afirmase ayer, durante el traspaso de carteras, que situará la lucha contra la precariedad laboral como el principal objetivo de su Departamento en esta legislatura, por lo que apostaría claramente por derogar la reforma laboral de 2012.

"Cientos de miles de pequeñas y medianas empresas, si no se hubiesen tomado las medidas que se tomaron, no estarían hoy y son las que crean y generan empleo", ha añadido. Además, ha subrayado que "mucha de la gente que dice hoy que no le gusta la reforma laboral la ha utilizado cuando las cosas le fueron mal".

En Libre Mercado

    Servicios