Menú

Otra farsa de Illa: Sanidad oculta que Madrid hace casi 60.000 test de antígenos semanales

Los datos de Sanidad no incorporan los test de Abbott, que ya suponen el 42% de las pruebas realizadas en la CAM.

0
Los datos de Sanidad no incorporan los test de Abbott, que ya suponen el 42% de las pruebas realizadas en la CAM.
Illa sigue manipulando | EFE

A mediados de septiembre, la Comunidad de Madrid confirmó a Libre Mercado una operación de compra masiva de test de antígenos para agilizar su estrategia de adaptación al covid-19. Aunque inicialmente se adquirió un millón de unidades, el gobierno regional amplió la compra a dos millones y terminó por cerrar el acuerdo en cinco millones de test.

Como explicó este diario, la prueba en cuestión se comercializa en España con el nombre de Panbio y ha sido desarrollada por la compañía farmacéutica Abbott. Se trata de un test rápido, que ofrece resultados en 15 minutos, y que tiene un coste muy reducido, de apenas 4-5 euros por unidad. A esto hay que sumarle la facilidad para el diagnóstico, que de hecho permite anticipar un futuro cercano en el que el test pueda realizarse fácilmente en farmacia o incluso de manera particular. Es importante destacar que los test Panbio tienen un altísimo grado de fiabilidad (sensibilidad del 93,3% y especificidad del 99,4%), de modo que suponen un punto de inflexión a la hora de favorecer la adaptación social y económica al covid-19.

El despliegue de estos test rápidos depende también de la ciudadanía. Fuentes oficiales explicaron a finales de septiembre que solo uno de cada tres vecinos de Puente de Vallecas acudieron a su centro de salud a realizarse esta prueba. Pese a este arranque complicado debido a la falta de cooperación ciudadana, las siguientes rondas de exámenes en los distritos con mayor número de infectados han estado marcadas por un grado de cumplimiento más elevado.

Inicialmente, el Ministerio de Sanidad trasladó a la Comunidad de Madrid que incorporaría los test de antígenos a su informe diario de pruebas realizadas en cada región. Sin embargo, en las fichas publicadas durante las últimas jornadas se ha reportado únicamente el número de pruebas PCR realizadas en Madrid, excluyendo las cifras correspondientes a los test de antígenos. A raíz de esta omisión, el ministerio de Sanidad ha empezado a deslizar que la mejora de los datos de Madrid podría deberse, en parte, a la menor realización de test.

Sin embargo, los datos de la Comunidad de Madrid a los que ha tenido acceso Libre Mercado son meridianamente claros. En la semana 39 del año (del 20 al 26 de septiembre) se realizaron 178.642 pruebas, de las que 5.800 fueron test de antígenos. En la semana 40 (del 27 de septiembre al 3 de octubre), la cifra total fue de 150.370 pruebas, de las que 24.638 fueron test de antígenos. En la semana 41 (del 4 al 10 de octubre) se hicieron 138.394 exámenes, correspondiendo 58.697 a los test Panbio.

Así las cosas, si hace dos semanas veíamos que los test de antígenos representaban solamente el 3% de las pruebas realizadas en Madrid, ahora vemos que su cuota ya alcanza el 42%. Una clara tendencia al alza que ha sido ignorada por Sanidad al excluir de su cálculo de pruebas los test de Abbott. Tal omisión explica el falaz relato según el cual Madrid estaría haciendo menos pruebas.

Por otro lado, desde la Consejería de Salud del gobierno de Isabel Díaz Ayuso recuerdan que el número de pruebas diagnósticas totales realizadas depende directamente de la situación epidemiológica, a mayor sospecha clínica de infección, mayor uso de pruebas diagnósticas. La misma relación existe en función del número de brotes y contactos estrechos detectados. A medida que disminuye la incidencia de la enfermedad, hay menor indicación de pruebas diagnósticas. En consecuencia, si los casos van a menos desde la tercera semana de septiembre, como ya avanzó Libre Mercado, tampoco es extraño que el número de test realizados tienda a la baja.

En Libre Mercado

    Servicios