Menú

La verdadera brecha salarial: los empleados públicos ganan 1.066 euros más que los privados

El salario medio bruto de los funcionarios se situó en 2.884 euros, frente a los 1.818 euros de los empleados del sector privado.

El salario medio bruto de los funcionarios se situó en 2.884 euros, frente a los 1.818 euros de los empleados del sector privado.
Funcionarios | Europa Press

El 63,7% de los empleados públicos ganaron más de 2.295,2 euros brutos al mes, colocándose en el decil más alto, en 2020 según se desgrana en la última Encuesta de Población Activa sobre salarios.

En total, el salario medio bruto de los funcionarios y personal laboral estatal se situó en 2.884 euros, frente a los 1.818 euros de los empleados del sector privado. Una diferencia de 1.066 euros entre unos trabajadores y otros.

captura-de-pantalla-2021-11-30-a-las-183839.png

"Esta mayor concentración de salarios elevados en el sector público viene determinada por el mayor porcentaje de asalariados con estudios superiores, el tipo de ocupación desempeñado, el menor peso del trabajo a tiempo parcial y la mayor antigüedad", se explica en la citada encuesta. Otro dato llamativo es que, tan solo el 6,5% de los empleados públicos cobran menos de 1.336 euros brutos al mes, frente al 36,1% del sector privado.

Sin embargo, la brecha entre unos trabajadores y otros ha tocado máximos de los últimos cinco años. En 2015, la diferencia entre lo que ganaba un trabajador u otro en función del empleador era de 866 euros, frente a los 1.066 euros actuales. En ningún curso de los años pasados se sobrepasó la barrera de los 1.000 euros de diferencia entre unos empleados u otros.

captura-de-pantalla-2021-11-30-a-las-183829.png

Por si esto fuera poco, el Gobierno ha anunciado una subida salarial del 2% a los funcionarios en 2022. Sin embargo, desde CSIF, UGT y CCOO ven insuficiente esta subida debido al alza de la inflación, que se encuentra en el 5,5% en España. Es más, exigen que se suba 1,5 puntos cada año por encima del IPC.

A pesar del alza del 2% en sus nóminas, los empleados públicos perderán poder adquisitivo en 2022, al igual que el resto de los trabajadores del sector privado, pero en menor medida.

Los funcionarios no sufrían una merma de poder adquisitivo desde el año 2013. Es más, en estos momentos, estos trabajadores están ganando 3.500 euros anuales más que hace una década, frente a los 2.507 euros que ganan más los del sector privado.

En cuanto a la pérdida de poder adquisitivo por la inflación, los funcionarios y empleados públicos perderán un 2%, frente al 3,8% del conjunto total de los trabajadores. Supone, además, la mayor pérdida de poder adquisitivo en 20 años, muy superior al 1,8% de 2012.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Reloj España
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Cesta de navidad