Menú

La industria conservera gallega alerta de que se quedará sin aceite de girasol en tres semanas

La industria gallega se juega el 56% de su producción debido al conflicto bélico. Avisan de que los precios se van a disparar.

La industria gallega se juega el 56% de su producción debido al conflicto bélico. Avisan de que los precios se van a disparar.
Botellas de aceite de girasol de 3L | Alamy

El aceite de girasol se ha convertido en un bien escaso debido a la invasión de Ucrania. Rusia y Ucrania son los dos principales exportadores de esta materia prima al mundo. Entre ambos países, fabrican más de 8 millones de toneladas anuales. Ahora, la guerra ha paralizado todo y el desabastecimiento es una amenaza real para los consumidores y para todo tipo de industrias, como la de las conservas.

Es el caso de Galicia y las compañías dedicadas a la fabricación de comida en conserva. La industria gallega se juega el 56% de su producción debido al conflicto bélico, debido a que utilizan aceite de girasol y un 70% procede de Ucrania. Es más, según explica a La Voz de Galicia, Juan Manuel Vieites, secretario general de la Asociación Nacional de Fabricantes de Conservas de Pescados (Anfaco-Cecopesca), solo hay reservas para tres semanas más. Vieites, además, explica que la subida de precios es "inevitable".

A pesar de que las empresas dedicadas a la conserva de alimentos firman acuerdos de abastecimiento para periodos de seis meses, las refinerías ucranianas están completamente paralizadas y no envían barcos cargados del, ahora, preciado aceite de girasol. Por eso, la industria podría enfrentarse a un serio problema haciendo que aumente la demanda del aceite de oliva, que es más caro, y suban los precios tanto del producto como de las conservas elaboradas con el mismo. Por todo ello, desde la patronal se ha solicitado que se eliminen las barreras arancelarias al aceite de oliva para que estas compañías no se ven tan duramente afectadas por el conflicto.

Pero este no parece ser el único problema, al desabastecimiento se unen el encarecimiento del aluminio y de la energía. En cuanto al primero, según ha señalado Vieites, se ha registrado un incremento del coste de los contenedores de carga de entre 250 y un 600%. Al mismo tiempo, la luz también hace que los costes de producción se disparen. Así pues, todo apunta a un aumento notable de los precios de las famosas conservas enlatadas.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso