Menú

España dispara un 52% la compra de gas ruso justo tras la visita de Sánchez a Zelenski

Así consta en el informe de cobertura de la demanda del gestor técnico del sistema de gas de España.

Así consta en el informe de cobertura de la demanda del gestor técnico del sistema de gas de España.
Sánchez posa | SEC

Día 21 de abril. Pedro Sánchez viaja a Ucrania. Publicita ante el mundo entero su apoyo a Zelenski. Acusa a Vox de ser el aliado de Putin. Al PP, de pactar con los supuestos amigos de Rusia. Y justo el mes siguiente, España dispara la compra de gas ruso un 52%, uno de los principales medios de financiación del régimen de Putin. Y, por lo tanto, de la invasión de Ucrania.

No se trata de ninguna estimación. Los datos aparecen reflejados en el informe de cobertura de la demanda del gestor técnico del sistema de gas de España. Y allí se puede observar con total garantía de certeza cómo España ha comprado un total de 3.289 GWh de gas natural ruso en el mes de mayo. Es decir, justo después de que Pedro Sánchez abandonara Ucrania tras su visita al líder ucraniano, Volodímir Zelenski. El dato es representativo: nada menos que el 9% del gas natural total adquirido ese mes desde el mercado español. Pero es aún más llamativo si se compara con el dato del mayo previo, el mismo mes de 2021. Y es que en ese periodo se compraron a Rusia 2.163 GWh, el 7,4% del total.

Traducido: el ritmo de compra de gas a Rusia bajo la era Sánchez se ha disparado: nada menos que un 52% en mayo. Y se ha acelerado en pleno ataque de Rusia a Ucrania, justo después de vender al mundo entero que Sánchez era el gran defensor de Ucrania, y mientras el presidente español acusaba a la derecha de coquetear con Putin, según sus afirmaciones.
Y ese gas, evidentemente, es una de las grandes fuentes de financiación que permiten a Rusia -y a Putin- mantener su ataque sobre Ucrania.

Se trata de un dato duro de masticar políticamente. Pero, en el fondo, no es sino la constatación de lo que el tráfico portuario ya había anticipado. Y es que, mientras Ucrania cuenta por miles sus muertos a manos del ejército ruso y Pedro Sánchez alardea de su "compromiso inquebrantable" con Ucrania, España está comprando gas ruso transportado en buques metaneros de forma habitual. El Puerto de Bilbao ha sido testigo de excepción de ese tráfico de gas. Allí ha hecho acto de presencia a lo largo de la invasión de Ucrania un metanero, de nombre Nikolay Urvantsev, un buque con bandera de Hong Kong, pero que transporta gas natural licuado procedente de los yacimientos rusos de Yamal.

Se trata de un buque de 300 metros de eslora, 50 de manga y 12 metros de calado. La capacidad de este metanero es de 175.000 m3 de GNL: aproximadamente el consumo de un 1 día de España. Y el Nikolay Urvantsev ha llegado a España de forma reiterada durante la masacre de Rusia contra Ucrania.

Y todo ello no ha impedido que Pedro Sánchez, haga alarde de su "compromiso inquebrantable" con Ucrania y hasta que acuda a ver a Zelenski para mostrarle su apoyo.

El Gobierno podrá argumentar que las compras de gas se realizan por compañías privadas, pero, evidentemente, si Sánchez hubiese querido, podría haber decretado la prohibición de esas compras. Pero no ha querido hacerlo.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador