Menú

El CEO de Repsol acusa al Gobierno de promover una "movilidad sólo para ricos"

Las declaraciones de Josu Jon Imaz se producen después del acuerdo alcanzado en Bruselas para prohibir definitivamente el coche de combustión.

Las declaraciones de Josu Jon Imaz se producen después del acuerdo alcanzado en Bruselas para prohibir definitivamente el coche de combustión.
El consejero delegado de Repsol, Josu Jon Imaz, este lunes 27 de marzo. | EFE

El consejero delegado de Repsol, Josu Jon Imaz, ha valorado hoy lunes el acuerdo alcanzado en Bruselas para prohibir definitivamente la venta de vehículos con motor de combustión a partir de 2035, reprochando que el Gobierno español no haya apostado por la inclusión de los ecocombustibles entre las tecnologías permitidas, como finalmente ha sucedido tras la presión de Alemania. Italia y Polonia, por su parte, siguen sin apoyar la prohibición, aunque su "no" será insuficiente para paralizar la nueva normativa.

"Yo me alegro de que el Gobierno alemán y el Gobierno italiano hayan estado impulsando esta apuesta. Me hubiese gustado también ver al Gobierno español apoyando el no prohibicionismo, sobre todo por el sector de la automoción español. Somos el segundo fabricante europeo de coches y esto hubiese sido un grave problema para el país", ha recordado el directivo durante su participación en la jornada Wake Up Spain!

De esta forma, Imaz ha asegurado que "Europa ha sido consciente del grave error que suponía prohibir la venta del motor de combustión en 2035". Así, ha defendido que el camino pasa por defender la neutralidad tecnológica y por "hacer esfuerzos" para que los combustibles que se vayan incorporando a futuro "tengan el menor número de emisiones posibles, o sea, cero emisiones".

"La gente no sabe qué coche comprar"

Además, el consejero delegado de Repsol estimó que "las medidas de los prohibicionistas" están generando "incertidumbre" en los consumidores. "La gente no sabe qué coche comprar. Estamos haciendo una movilidad sólo para ricos", dijo el directivo, quien aseguró que el parque español es cada vez "más antiguo y más antiguo", lo que tiene por resultado que no se bajen las emisiones.

Asimismo, señaló que, con estos mensajes, se ha conseguido también acabar con el incentivo para que los fabricantes de coches inviertan en la eficiencia del motor. "No van a invertir ya en la eficiencia del motor, con lo cual las emisiones de los coches no van a bajar. Lo cual es muy malo para el sector industrial español, es muy malo para los consumidores y es muy malo para el medio ambiente", afirmó.

De esta manera, Imaz defendió que se pueda optar "con libertad" a la hora de elegir qué coche comprar, ya que lo que se tiene que garantizar "es que los coches emitan poco".

El "palo" y la "zanahoria"

En la misma línea, el consejero delegado de Repsol ha lamentado que Europa esté intentando descarbonizar su economía "con el palo" –esto es, con prohibiciones– y ha abogado por que la región aprenda de EE.UU, donde se ha optado, en cambio, por "la zanahoria, atrayendo inversiones". "Aprendamos del modelo americano y olvidemos el palo y el prohibicionismo europeo", ha concretado.

Así, ha insistido en que la política energética europea "ha fracasado", tras haberse centrado únicamente en la sostenibilidad, dejando de lado la seguridad de suministro y el tener un precio asequible. "Nos estamos haciendo trampas en el solitario. En el mundo seguimos aumentando emisiones de CO2. ¿Qué pasa en Europa? Que en Europa decimos, no, es que aquí estamos bajando, sí, porque las estamos escondiendo debajo de la moqueta", aseveró.

En el caso concreto de España, recordó que hay en vigor una ley que impide explorar y producir gas natural. "¿No les parece un magnífico ejercicio de hipocresía, cuando estamos trayendo gas natural de Estados Unidos?", recalcó, añadiendo que lo que se debe hacer es "tratar de utilizar todas las fuentes a nuestro alcance".

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios