Menú

Italia consolida una Zona Económica Especial: ventajas fiscales y regulatorias para el sur del país

El gobierno de Giorgia Meloni avanza en su iniciativa de aumentar la libertad económica de las regiones más pobres del país transalpino.

El gobierno de Giorgia Meloni avanza en su iniciativa de aumentar la libertad económica de las regiones más pobres del país transalpino.
La primera ministra italiana, Giorgia Meloni. | EFE

El Consejo de Ministros de la República de Italia aprobó el pasado año un Decreto-ley que recoge la configuración de una gran Zona Económica Especial en distintas regiones del sur del país. La medida entró oficialmente en vigor a comienzos de 2024 y algunas de sus principales actuaciones han echado a andar recientemente, un cuatrimestre después del arranque oficial del proyecto.

El gobierno de Meloni ha declarado la Zona Económica Especial en las regiones de Apulia, Basilicata, Calabria, Campania, Cerdeña, Los Abruzos (Centro) y Sicilia (Sur). La dirección, coordinación y vigilancia del proyecto corre a cargo del propio Consejo de Ministros, si bien el ministerio titular de la iniciativa es el de Asuntos Europeos y Políticas de Cohesión, encabezado por Raffaele Fitto, político que militó a las órdenes de Silvio Berlusconi en las filas de Forza Italia antes de dar el salto al movimiento Hermanos de Italia que preside la primera ministra Georgia Meloni.

Comúnmente se asocia el desarrollo de Zonas Económicas Especiales con el proceso de apertura económica que puso en marcha Deng Xiaoping en China. A lo largo de la década de 1980, esta iniciativa consistente en autorizar altos niveles de libertad económica en distintas jurisdicciones del país asiático sirvió para acelerar el crecimiento de la producción, captar inversión extranjera y consolidar un rápido desarrollo económico que terminó extendiéndose por el resto del país.

El proyecto de la Zona Económica Especial del Sur de Italia contempla un primer plan de actuación a tres años. Además de financiar distintas inversiones financiadas con fondos europeos (sobre todo, la renovación de infraestructuras por valor de unos 4.000 millones de euros, de los cuales unos 3.600 millones irán a modernizar la conexión de tren que une Palermo con Catania y el resto, a actualizar puertos y carreteras), el gobierno de Meloni habilitará procedimientos administrativos simplificados y exenciones fiscales de hasta 100 millones a las empresas que inviertan en el desarrollo de nuevas instalaciones de producción en la zona.

Refundir y expandir un programa creado en 2017

Italia empezó a moverse en esta dirección en junio de 2017, con la autorización de diversas Zonas Económicas Especiales que ahora han sido unificadas y potenciadas con una declaración más amplia que cubre todas las regiones citadas y amplía los incentivos ofrecidos a las empresas e inversores que confían en el programa.

El sur de Francia tiene un paro cercano al 15%, casi triplicando los registros que se alcanzan en el sur. Las zonas del Mezziogiorno aspiran a revertir esta situación con distintas ventajas que incluyen una ventanilla única que regula las autorizaciones de proyectos industriales, simplificando treinta procedimientos que ahora quedan reunidos en un único trámite.

Instituciones privadas como Intesa Sanpaolo y Unicredit han movilizado más de 11.000 millones de euros para financiar las inversiones privadas en la ZEE del Sur de Italia. El marco de mejoras regulatorias incluye el silencio positivo en todo aquel trámite en el que la respuesta de las Administraciones se demore por más de los 30 días de rigor. Se conocen ya más de 130 proyectos enmarcados en el programa de la ZEE del Sur de Italia, con

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro