Pero exige más dinero

Las mentiras de Mas: la inversión en Cataluña casi triplica la media nacional

El presidente de la Generalidad ha aprovechado la inauguración del AVE Barcelona-Figueres para reclamar más inversión estatal en Cataluña.

Libre Mercado

El presidente de la Generalidad, Artur Mas, aprovecha toda ocasión que se le presente para insistir en su particular mantra de que el Estado maltrata a Cataluña en materia de financiación territorial e inversión pública. Así, este mismo martes, coincidiendo con la inauguración de la línea de AVE Barcelona-Gerona-Figueras, el líder de CiU ha afirmado que Cataluña, pese a ser la comunidad "que más contribuye al PIB español, es la que tiene menos dotación de infraestructura pública" actualmente, después de 30 años de democracia.

Durante el acto inaugural en la estación de Gerona, ante el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy y el Príncipe Felipe, Mas ha añadido que, si bien es un día de celebración, la inversión del Estado en Cataluña ha de plantearse como reflexión a tener en cuenta. En este sentido, ha querido dejar claro que la puesta en marcha de la línea de AVE entre Barcelona y Figueras (Gerona) no es un privilegio sino "un acto de justicia".

La razón, según Mas, es que Cataluña es la región que más contribuye al PIB de España y, por tanto, al crecimiento económico, mientras que es también el territorio del Estado que tiene una menor dotación en infraestructura pública. "Cataluña es hoy todavía, y esperemos que siga siendo, el adalid de la exportación del comercio exterior y del crecimiento económico en el conjunto" de España, ha añadido.

Por ello, ha aprovechado la ocasión para reclamar al Estado mayor inversión para completar el denominado Corredor del Mediterráneo. "La auténtica dimensión que nos conviene la tenemos que buscar a escala europea", ha dicho, para lo que es necesario "una gran conectividad con el resto de Europa".

Las falacias

Sin embargo, el discurso de Mas está plagado, nuevamente, de falacias y medias verdades a la vista de los datos. Así, en primer lugar, Cataluña ya no es el principal referente económico de España. En los últimos años, la Comunidad de Madrid supera en casi todos los indicadores económicos a Cataluña.

Además, tampoco es un "adalid" del crecimiento económico nacional, más bien al contrario: el PIB catalán ha registrado una de las mayores contracciones a nivel regional de 2012, con una caída del 1,8%, por encima de la media de España (1,6%), y tan sólo superada por Castilla-La Mancha (-2,5%), Comunidad Valenciana y Asturias (ambas con una caída del 1,9%), según los datos recopilados por los economistas de Hispalink. Prueba inequívoca de las dificultades económicas de la región, y su insolvencia pública, es el hecho de que el Estado ha tenido que inyectar a la Generalidad un total de 12.000 millones de euros para evitar su quiebra.

Por otro lado, a diferencia de lo que afirma Mas, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha recordado este martes que el Estado ha invertido casi 10.000 millones de euros entre 2000 y 2012 para mejorar las comunicaciones ferroviarias en Cataluña, destinados en su mayoría a la Alta velocidad, especialmente en su recorrido desde Lleida-Barcelona y Barcelona- frontera francesa.

De hecho, "Cataluña es la comunidad que más inversiones ha recibido en el ámbito ferroviario", ha detallado Rajoy, que ha reiterado la importancia del tramo Barcelona-Gerona-Figueras como parte del Corredor Mediterráneo, una infraestructura "clave" de la "franja costera mediterránea y de España entera". Rajoy también ha destacado que el Gobierno ha puesto "el cien por cien de su voluntad política para priorizar una infraestructura vital para Cataluña como es este AVE, con una inversión de más de 3.700 millones de euros", una infraestructura que une a España con Francia.

Entre otras cosas, Cataluña es la primera comunidad autónoma en la que todas sus provincias están conectadas por una misma línea de AVE, según fuentes del Ministerio de Fomento. Por si fuera poco, el volumen de inversión que prevé Fomento en Cataluña durante 2013 asciende a 1.112,7 millones de euros, unas 2,6 veces superior a la media nacional. Y en términos absolutos, Barcelona es la provincia de España con mayor volumen de inversión de Fomento, cuadriplicando a la media nacional, con 631 millones de euros.

Cataluña sale beneficiada

Por último, la ausencia de maltrato por parte del Estado a Cataluña se manifiesta claramente en los datos de financiación territorial. Cataluña recaudó 27.000 millones de euros en concepto de IRPF, IVA e Impuestos Especiales en el ejercicio 2011 y recibió casi 15.800, el 60% del total, según datos oficiales de Hacienda. Por el contrario, de los 66.000 millones de euros que se recaudaron en Madrid, la comunidad tan sólo percibió 11.474 millones mediante transferencias estatales, es decir, apenas el 17,6% de todo lo recaudado.

En términos relativos, esto significa que la Generalidad recibió en el reparto autonómico casi cuatro veces más que el Gobierno madrileño -60% frente al 17% recaudado-. En términos absolutos, Cataluña ingresó 4.300 millones de euros más que Madrid, pese a que particulares y empresas madrileñas aportaron a las arcas públicas 2,4 veces más que los catalanes -en Madrid se recaudó un 144% más que en Cataluña-. Así pues, la auténtica maltratada por el sistema es Madrid, no Cataluña. Es la que más aporta y la que menos recibe, tal y como avanzó Libre Mercado.

Lo más popular