Menú

Carmena baja el IBI en los feudos electorales de Podemos

El Ayuntamiento de Madrid anuncia una rebaja fiscal de hasta el 40% del IBI en 22 barrios que, casualmente, son feudos electorales de Podemos.

Libre mercado
36
Carmena baja el IBI en los feudos electorales de Podemos
Manuela Carmena | EFE

El Ayuntamiento de Madrid anunció el lunes que rebajará el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) entre un 20% y un 40% a un total de 370.891 propietarios, lo que equivale a uno de cada cuatro hogares en Madrid. Lo curioso, sin embargo, es que se trata de una bajada selectiva, centrada en los barrios en los que Ahora Madrid ganó las elecciones municipales de mayo de 2015.

En concreto, la revisión catastral que ha impulsado el Ayuntamiento afectará a un total de 22 barrios en los que la bajada media del valor de mercado de las viviendas superó el 20% desde 2012: Comillas, Opañel, San Isidro, Vista Alegre, Puerta Bonita, Buena Vista y Abrantes en Carabanchel Entrevías, San Diego, Palomeras Bajas, Palomeras Sureste, Portazgo y Numancia en Puente de Vallecas; Orcasitas, Orcasur, San Fermín, Almendrales, Moscardó, Zofío y Pradolongo en Usera; Santa Eugenia en Villa de Vallecas; y San Cristobal en Villaverde.

El recibo del IBI bajará en estos barrios a partir de 2017, pero no en el resto de la ciudad. La medida también afectaría a otros impuestos que emplean de base el valor catastral, como el IVTNU. Curiosamente, este anuncio se produce justo antes de las elecciones generales. En el siguiente mapa se observa claramente cómo la rebaja fiscal se centra exclusivamente en los graneros de votos de Podemos, ubicados en el sur de Madrid, pero no en el resto, aplicando así una especie de bajada selectiva tomando como referencia el color político de los contribuyentes.

El Ayuntamiento se justifica en que su decisión parte de un estudio realizado por la Dirección General del Catastro, que concluye que la bajada del valor real en esos barrios es igual o superior al 20% del valor catastral asignado hasta ahora. En estos 22 barrios, "el valor real del suelo y la vivienda caía mientras continuaban afrontando una subida del recibo del IBI en relación a los valores catastrales fijados en 2012", según la nota del Ayuntamiento.

"En ese estudio se evidencia que, por término medio, los valores catastrales de Madrid se sitúan como media en torno al 55% del valor de mercado. En algunos barrios de la zona sur la caída es más acusada y se estima que no se corregirá en los próximos años con la evolución de los precios, por lo que se propone la revisión parcial".

La propuesta de ponencia parcial, como se conoce técnicamente a la revisión, quiere contribuir a paliar el gran desequilibrio que se registra en determinados distritos, como subrayó el concejal de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato. "Se trata de un reintegro necesario para barrios afectados por una situación económica y social de desequilibrio", señaló Paco Pérez, concejal de Puente y Villa de Vallecas. A su lado, el concejal de Villaverde, Guillermo Zapata, hacía alusión al barrio donde la corrección del valor catastral es mayor: "El caso de San Cristóbal refleja de manera elocuente el dibujo real de una ciudad que pintaban de manera irreal".

No es la primera vez que sucede este tipo de medidas presupuestarias selectivas. Manuela Carmena también premió en el reparto de gastos presupuestarios a sus feudos electorales.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation