Menú

La crisis llega al mercado laboral: cae un 15% la contratación y el empleo se estanca

El maquillaje de Yolanda Díaz no esconde que la crisis ha llegado al mercado laboral que confirma su estancamiento en 2023.

El maquillaje de Yolanda Díaz no esconde que la crisis ha llegado al mercado laboral que confirma su estancamiento en 2023.

Este miércoles hemos conocido los datos de los Servicios Públicos de Empleo correspondientes al informe de empleo de diciembre y cierre de 2023. Unos datos que, a juicio del propio SEPE y del Ministerio de Trabajo en manos de Yolanda Díaz, traslucen un gran éxito de la reforma laboral de la ministra que, según dice, ha traído más trabajo y de mejor calidad.

Sin embargo, el maquillaje estadístico que aplica el departamento de Yolanda Díaz al informe no logra ocultar la realidad que refleja este informe. Por un lado, la deliberada intención esconder parados bajo la alfombra, y por otro, un evidente estancamiento del mercado laboral en España.

El sindicato independiente USO, vuelve a publicar junto al SEPE, su "contrainforme" en el que pone de relieve cifras reales de parados que no reconoce Yolanda Díaz.

Donde la ministra dice que el paro ha descendido en 130.197 personas en 2023 hasta los 2.707.456 parados, "su menor nivel en 16 años", USO recuerda que el número total de desempleados registrados en los Servicios Públicos de Empleo alcanza los 3.215.970 parados, sumando al paro oficial, los parados en formación y los demandantes de empleo con demandas específicas o disponibilidad limitada.

denos-diciembre-2023-uso.jpg

Es decir, que de una primera tacada, el Gobierno mete bajo la alfombra a medio millón de parados, a los que habría que añadir los 11.385 trabajadores que en diciembre seguían estando en los famosos ERTE que se activaron durante el cerrojazo a la actividad que decretó el Gobierno con motivo del covid-19.

Por último, falta incluir en la estadística los datos desagregados de los contratos fijos discontinuos en inactividad que el departamento de Yolanda Díaz prometió incluir y que todavía no lo ha hecho. En este limbo, compuesto por personas que no trabajan y quieren hacerlo, está estimado en 650.000 personas aproximadamente.

El dato lo desconocemos, sin embargo, sí sabemos que se incluyen dentro del apartado "Demandantes de Empleo Ocupados". Este apartado ha crecido en diciembre respecto a noviembre en casi 40.000 personas hasta los 1.206.599 personas, sin embargo, es imposible saber dentro de esa cifra cuáles son fijos discontinuos en inactividad, o personas que están inscritas en el antiguo INEM para encontrar un trabajo mejor que el que tienen. Es posible que se trate de personas que ostentan algún "subempleo". Empleos por horas o empleos de baja remuneración y estén buscando más trabajos para completar su sueldo. Cuirosamente Eurostat hace referencia a que en España hay más de un millón de personas en situación de "subempleo".

En el último año, esa categoría ha pasado de 1.102.523 demandantes de empleo ocupados a 1.206.599, es decir 104.076 demandantes de empleo ocupados más.

En cuanto a los parados totales, contando con los parados en formación y aquellos con disponibilidad limitada, pasamos de 3.309.341 en 2022 a 3.215.970 en 2023, es decir, 93.000 parados menos.

Sin embargo, si además sumamos a esa cifra los demandantes de empleo ocupados, en los que se incluyen los fijos discontinuos en inactividad o con subempleo, el número de demandantes de empleo ha aumentado en el último año pasando de 4.411.864 en 2022 a 4.422.569 en 2023, es decir, 10.705 más.

Estas cifras nos dejan algunas conclusiones interesantes. En primer lugar, que el número real de parados no podemos estimar si sube o baja. Podemos concluir, en un término medio, que se estanca. Una conclusión que coincide con la que alcanza el sindicato USO en su informe.

Por otro lado, también podemos concluir que el Gobierno continúa ocultando el número total real de parados acumulados en el limbo de los fijos discontinuos en inactividad que, directamente desaparecen de la estadística.

Por último, una de las conclusiones más destacadas del informe de USO tiene que ver, a la luz de los datos ya expuestos, con la caída del 15,6% de la contratación en 2023.

El número de contratos registrados durante el mes de diciembre ha sido de 1.116.153, 73.764 menos que el mismo mes de 2022. Además, la contratación acumulada durante todo el año 2023 alcanza los 15.444.205 cdontratos, 2.866-134 menos que en el acumulado de 2022, es decir, una caíada en la contratación de más del 15%.

En definitiva, en 2023 el mercado laboral se ha estancado, con especial virulencia en el segundo semestre y en la contratación indefinida, que ha caído en diciembre un 26,30%.

A la luz de estos datos, todos ellos extraídos de los informes oficiales de Trabajo, no se explica el entusiasmo y triunfalismo con el que Yolanda Díaz sigue celebrando los datos de empleo.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro