Menú

Yolanda Díaz vuelve a insistir en los despidos a la carta: golpe a la contratación de mujeres o mayores

Díaz quiere dar a los trabajadores mayores más indemnización por despido, lo que desincentivaría su contratación.

Díaz quiere dar a los trabajadores mayores más indemnización por despido, lo que desincentivaría su contratación.
La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz | EFE

Yolanda Díaz vuelve a la carga con los despidos a la carta. Fue el pasado mes de junio cuando la ministra de Trabajo planteó por primera vez su idea de crear el "despido restaurativo y disuasorio". Esta fórmula consiste en aplicar distintas indemnizaciones (más altas que las actuales, claro está) según el perfil de cada trabajador despedido.

"El despido tiene que tener una intención disuasoria. Un trabajador que tenga 58 años y no mucho tiempo de cotización, el debate que tenemos es: ¿este trabajador no merecería que su indemnización sea mayor por la razón de la edad que tiene?" planteó la ministra hace casi cinco meses. Esta semana, Díaz ha vuelto a poner sus planes encima de la mesa.

Yolanda Díaz quiere que el despido sea "reparativo" y "restaurativo", así lo ha avanzado en una jornada económica organizada por la Asociación de Periodistas de Información Económica (APIE). "La indemnización será diferente en atención a cuál sea el impacto el despido pueda tener en las personas".

El efecto perverso de la idea de Díaz

De llevarse a cabo, Trabajo impondría otros factores que engordarían todavía más la factura del empresario, como la edad o el sexo. "Un señor de una edad" necesita más indemnización, señaló Yolanda Díaz.

Esta ocurrencia supondría dar un giro de 180 grados a la formulación de la indemnización por despido como hasta ahora la conocemos, y donde el tiempo que lleva el empleado trabajando en una empresa antes de ser despedido es la referencia clave para calcular la indemnización, junto con el tipo despido.

Además, también hay que tener en cuenta que podría generar un efecto perverso entre los perfiles de trabajadores que teóricamente se quiere proteger, ya que generaría un desincentivo para que las empresas contraten a mujeres o personas mayores si les sale más caro despedirlos.

Calviño lo rechaza

Como viene ocurriendo en numerosas ocasiones en materia laboral, la idea de Díaz no parece gustar a la ministra económica, Nadia Calviño, que ha negado que el Gobierno tenga en marcha imponer algo similar. "No conozco esas propuestas, no se han debatido en el seno del Gobierno", dijo ayer jueves Calviño volviendo a dar la espalda a los planteamientos de Díaz.

Hay que recordar que las indemnizaciones por despido fueron uno de los grandes fracasos de la reforma laboral que Yolanda Díaz aprobó en diciembre de 2021. La ministra de Trabajo pretendía que el coste del despido volviera a los 45 días, pero finalmente tuvo que dejarlo en los 33 días para los improcedentes, después de muchos meses de negociación con patronal y sindicatos y de varios choques con Nadia Calviño que dieron lugar a un texto más descafeinado de lo que la ministra comunista pretendía.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro