Menú

Sánchez eleva el IRPF en 5.000 millones a todos los españoles mientras negocia perdonar 70.000 millones al separatismo

El PSC ha iniciado las negociaciones regalando dinero ajeno: ha ofrecido la condonación de la deuda regional pública catalana.

El PSC ha iniciado las negociaciones regalando dinero ajeno: ha ofrecido la condonación de la deuda regional pública catalana.
Pedro Sánchez tras conocer el resultado electoral del 23-J | Europa Press

Pedro Sánchez ha empezado ya a financiar los regalos al separatismo que negocia a cambio de su investidura. Mientras los socialistas ofrecen a ERC y Junts perdonar hasta 70.000 millones de deuda pública de la Generalidad, los informes oficiales de recaudación de la Agencia Tributaria han revelado que el principal impuesto al empleo de todos los españoles ha disparado su recaudación en medio año en 5.000 millones, tras la decisión del Gobierno de no descontar la inflación de este impuesto. Resultado: Sánchez eleva el cobro del IRPF a todos los españoles en 5.000 millones en sólo seis meses y, simultáneamente, negocia regalar hasta 70.000 millones a quienes ya anuncian un nuevo referéndum separatista.

El PSOE negocia ya los regalos para conseguir los apoyos necesarios para que Pedro Sánchez sea presidente del Gobierno. Uno de ellos, tal y como publicó hace dos meses Libertad Digital, puede suponer el perdón a la Generalidad de Cataluña de una muy buena parte de la deuda pública que mantiene esta administración regional con todos los españoles fruto, principalmente, del dispendio ocasionado y la pérdida de contribuyentes y bases imponibles por culpa de su escalada separatista y golpista. Ese perdón de la deuda puede ascender hasta los 70.000 millones de euros —la deuda pública total de Cataluña está disparada y ha superado ya los 85.000 millones de euros, pero es la parte que corresponde al Fondo de Liquidez Autonómica—. De esa deuda, cerca del 20% está soportada por los contribuyentes de la Comunidad de Madrid, teniendo en cuenta su peso sobre el PIB de España. Pues bien, ese perdón de la deuda catalana implica literalmente regalar a los separatistas 2,66 años enteros de pago del IRPF de los contribuyentes de la Comunidad de Madrid.

Pero ahí no acaba la paradoja de la decisión. Los datos oficiales de la AEAT revelan que tras decidir el Gobierno no descontar el IPC del IRPF —se negó a deflactar el impuesto provocando una subida en toda regla del principal tributo al trabajo—, el pago de los españoles por el IRPF se ha disparado en 5.000 millones sólo en los primeros seis meses del año.

Así, si entre enero y junio de 2022, el cobro del IRPF a todos los españoles sumó 44.948 millones de euros, en el mismo periodo de este año la cifra se eleva hasta los 49.931 millones, 4.983 millones de euros más.

El informe oficial de la AEAT señala que "en el primer semestre del año los ingresos [por impuestos] crecieron un 3,8% (6,5% los ingresos brutos y 15,9% las devoluciones). En términos homogéneos los ingresos aumentaron en el mismo periodo un 5,1% (hasta mayo, 5,7%)". Y que "en el balance de la primera mitad del año se deben destacar cinco elementos. El primero, y principal causa del incremento de los ingresos, es el elevado crecimiento de las retenciones del trabajo y actividades económicas (11,5%) consecuencia del aumento sostenido del empleo, la subida de las retribuciones medias (salarios y pensiones) y del tipo efectivo derivado de lo anterior". La AEAT camufla el verdadero factor en este último factor: "La subida de las retribuciones medias". Y es que esa subida está impulsada por la inflación no descontada en los impuestos y, en concreto, en el IRPF.

Por todo ello, "los ingresos homogéneos por el IRPF crecieron en el primer semestre un 10,1%. La ligera moderación experimentada por esta figura se debe, en su mayor parte, al aumento de las devoluciones en el resultado de la declaración anual neto como consecuencia del importante crecimiento de las devoluciones solicitadas correspondientes al ejercicio 2022. El componente de mayor peso, sin embargo, las retenciones del trabajo y actividades profesionales, registra un repunte incluso considerando que hay parte del crecimiento de estas retenciones que entraron en los primeros meses a través de compensaciones", aclara el informe. Por ello, "los ingresos por retenciones sobre rentas del trabajo y actividades económicas aumentaron en junio un 14,2% y un 11,5% en el acumulado del año (11,1% hasta mayo)". Y es ahí donde deja su huella la inflación al elevar artificialmente el pago fiscal.

Y todo ello sucede mientras el PSC ha iniciado las negociaciones regalando dinero ajeno: ha ofrecido la condonación de la deuda regional pública catalana, pese a que ese dinero corresponde a todos los españoles, no a Pedro Sánchez ni al PSOE y menos aún para engrasar sus negociaciones de gobernabilidad.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso