Culpa a la prensa de no verlo en el BOE

Sólo el 0,5% de los funcionarios mantendrá la paga extra

El ministro de Hacienda precisa que la medida ya estaba incluida en el BOE del sábado. Rajoy no lo explicó el miércoles. 

LIBRE MERCADO

Los funcionarios mileuristas podrán disfrutar de su paga extra. Así lo ha anunciado este martes por la tarde, en el Senado, Cristóbal Montoro que ha recordado que en el BOE del pasado sábado se incluyó un párrafo en el que se aclaraba que los funcionarios y empleados públicos que ganen menos de 962 euros, excluyendo los incentivos al rendimiento, quedarán al margen de la medida más polémica de las anunciadas la semana pasada.

En total, según fuentes de Hacienda, este apartado del Real-Decreto afectará a unos 15.000 empleados públicos, de los más de 3 millones que hay en España entre la administración local, autonómica y estatal. Esto quiere decir que, en total, apenas se beneficiará de la excepción un 0,5% del total. Por cierto, que esta cifra dice mucho sobre los salarios que paga el sector público. Esos 962 euros brutos que ya se han hecho famosos son un sueldo bajo, pero ni mucho menos excepcional, en la empresa privada.

Montoro, que ha aprovechado su paso por la sesión de control al Gobierno en el Senado para hacer este anuncio, ha asegurado que este ajuste, incluido en el último paquete de medidas del Gobierno, no afectará por tanto a "miles de personas". El ministro de Hacienda se ha quejado de que esta noticia no haya llegado al público antes, algo de lo que ha culpado a la prensa: "Estaba en el BOE", ha afirmado, lo que ocurre "es que los medios de comunicación no lo han difundido".

El ministro de Hacienda tiene razón en esto. La exclusión de los mileuristas a sueldo del Gobierno está aprobada desde el comienzo, pero casi nadie se había percatado de la cuestión. El decreto de "medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria y de fomento de la competitividad" ocupa 91 páginas del BOE y está lleno de disposiciones que completan lo anunciado por el Gobierno el viernes.

Tras el Consejo de Ministros, tanto Montoro como Soraya Sáenz de Santamaría comparecieron ante la prensa para explicar el paquete de medidas recién aprobado. De aquella rueda de prensa salieron los titulares que los medios llevaron a lo largo del viernes por la tarde (la subida del IVA, los cambios en los ayuntamientos, la liberalización de los comercios...). Luego, a lo largo del fin de semana, fueron apareciendo novedades en la prensa, que incluían cambios significativos en lo anunciado por el Gobierno, como el tema de las cotizaciones de los parados o las retenciones del IRPF. Ahora, Montoro desvela la última sorpresa: los funcionarios que menos ganen sí tendrán paga extra.

Lo que no ha dicho Montoro, tan aficionado a leer la cartilla a los periodistas en las últimas semanas, es por qué el Gobierno no ha explicado nada de esto en la última semana. Desde que Mariano Rajoy anunció la medida el pasado miércoles, este recorte de sueldo a los empleados públicos ha sido enormemente polémico. No tiene mucho sentido, desde el punto de vista de la comunicación gubernamental, que este anuncio se haya guardado tanto tiempo, con los funcionarios tomando las calles del país.

Por otro lado, lo que tampoco ha explicado Montoro ha sido qué pasará con los funcionarios que cobren un poco más de 962 euros al mes. Según lo que dice el BOE, hay una frontera clara en esta cantidad (en realidad, en la cantidad que corresponda a 1,5 veces el salario mínimo interprofesional). Pero esto podría provocar un agravio comparativo con aquellos que ganen un poco más.

Por ejemplo, alguien que tenga un salario de 970 euros mensuales, cobra al año 8 euros*14 pagas=112 euros más que su compañero que gana 962 euros. Si ahora al primero le quitan la paga extra y al segundo no, se dará la curiosa (e injusta) circunstancia de que pase a cobrar menos que su compañero, teniendo un sueldo teórico más elevado.

También podría darse el caso de un funcionario que cobre poco sueldo base y mucho complemento y que gane en total 1.500 euros. Y otro que cobre 1.000 pero todo de sueldo base. Pues bien, el que menos gana perderá la paga extra y el otro no. Parece absurdo, pero el texto del BOE (ver debajo) es muy claro y en Hacienda lo han confirmado esta misma tarde a Libre Mercado. No hay previsto incluir escalones en la medida, ni ningún tipo de ajuste: si ganas más de 962 euros, cobrarás la extra; si ganas menos, no la cobrarás.

Artículo 2, párrafo 6 del Real Decreto-ley 20/2012, de 13 de julio, de medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria y de fomento de la competitividad: "Lo dispuesto en los apartados anteriores [supresión de la paga extra] no será de aplicación a aquellos empleados públicos cuyas retribuciones por jornada completa, excluidos incentivos al rendimiento, no alcancen en cómputo anual 1,5 veces el salario mínimo interprofesional establecido en el Real Decreto 1888/2011, de 30 de diciembre".

Acceda a los 39 comentarios guardadosClick aquí

Lo más popular