Menú

Guerra en la Seguridad Social: Escrivá obliga a los funcionarios a atender por las tardes para acabar con el colapso

Escrivá también exige que "los tiempos de atención sean inferiores a 10 minutos y se incrementen las atenciones por funcionario y día".

Escrivá también exige que "los tiempos de atención sean inferiores a 10 minutos y se incrementen las atenciones por funcionario y día".
El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá | EFE

La guerra entre el ministro José Luis Escrivá y los funcionarios de la Seguridad Social está servida: el plan del ministro responsable de las pensiones pasa por desatascar el colapso de esta institución por medio de hacer que la plantilla trabaje más horas sin compensación salarial.

En concreto, pretende que los funcionarios atiendan por las tardes y el sindicato mayoritario de la función pública, CSIF, le ha recordado que las tardes no figuran en su jornada laboral. Para solucionar el colapso, CSIF, junto al resto de sindicatos, prepara ya la respuesta al nuevo plan cie Escrivá: incrementar las movilizaciones para que se refuerce la plantilla. Piden cubrir los 10.000 empleos que se han destruido en 10 años’ y preparar la dotación de otros tantos cargos porque "dos tercios de la plantilla están a las puertas de la jubilación".

Vulneración de la negociación colectiva

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, ha denunciado que "el Instituto Nacional de la Seguridad Social ha impuesto un plan de Atención Directa al Ciudadano que vulnera la negociación colectiva porque modifica las condiciones laborales de la plantilla de este organismo, aumentando su jornada laboral sin ningún tipo de compensación".

En concreto, dicho plan contempla la apertura de todos los Centros de Atención e Información de la Seguridad Social (CASI) en horario de tarde, "algo no establecido en el calendario laboral del organismo", señalan desde CSIF. Es más, el plan exige que "los tiempos de atención sean inferiores a 10 minutos y se incrementen las atenciones por funcionario y día, y que las personas vulnerables por brecha digital y los mayores de 65 años sean atendidos de forma prioritaria, aunque no hayan logrado cita", añaden desde el sindicato.

Peor servicio al ciudadano

CSIF afirma que la reducción del tiempo de atención al público "sólo supondrá una peor calidad del servicio para el ciudadano. Además, nos quejaremos ante la Dirección General del Instituto de la Seguridad Social por considerar que el plan vulnera los derechos sindicales. La plantilla de efectivos de la Seguridad Social ha pasado de 36.000 a 26.000 trabajadores en tan sólo una década. Estos 26.000 trabajadores atienden a 20 millones de afiliados, 10 millones de pensionistas y 1,4 millones de empresas", destacan desde el sindicato.

"Además, está previsto que en el plazo de cinco años se jubile el 28,5 por ciento de la plantilla, y en unos 10 años un 36,08 por ciento adicional, es decir, casi dos tercios de la plantilla actual. Por ello CSIF reclama una Oferta de Empleo Público (OPE) a cinco años para compensar la falta de personal", señala el sindicato.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso